Buenas noticias para las manos más patosas, el nuevo iPhone 14 cuenta con una ventaja respecto al resto de sus hermanos y es que resulta más fácil de reparar.

    Apple presentó sus nuevos dispositivos hace apenas unas semanas. La nueva familia de terminales iPhone está encabezado por el iPhone 14, seguido por el iPhone 14 Plus, iPhone 14 Pro y, por último, el iPhone 14 Pro Max. Todos estos nuevos teléfonos iPhone llegan con características interesantes en su exterior, aunque lo importante es el interior.

    Y, es que, el nuevo iPhone 14 ha pasado por el test de reparación más empleado en el mundo que es el que ofrece IFixit. Habiendo atravesado esta prueba se ha llegado a la conclusión de que el iPhone 14 es el que cuenta con el mayor índice de reparabilidad, por encima del modelo Plus, modelo Pro y, por supuesto, del modelo Pro Max.

    ¿Por qué es importante esto? Hasta la fecha los teléfonos de Apple se han caracterizado por ser muy complicados de reparar. Solo los terminales que tienen varios años a sus espaldas pueden ser reparados sin que eso se convierta en una tarea complicada, de hecho, los últimos equipos con esta posibilidad son los iPhone con carcasa de metal.

    Gracias a la información que nos ha llegado de la mano de Gizchina que ha hecho eco de las pruebas de IFixit a los nuevos iPhone, siendo más concreto a la que ha pasado el iPhone 14, lo que se puede ver es que el diseño del dispositivo está pensado para su fácil acceso. Ahora se puede acceder a este modelo desde la parte trasera.

    El nuevo iPhone 14 es más fácil de reparar que el modelo Pro Max

    Lo más curioso de todo este asunto es que Apple en ningún momento ha hecho explicita esta información. De hecho, por lo que se puede ver en su página web a la hora de hablar del diseño solo se comenta lo exterior. Contar con un acceso rápido al iPhone 14 es una ventaja y hace que sea una opción más interesante para los usuarios.

    El motivo por el cual es mucho más interesante contar con un acceso rápido a la hora de reparar el nuevo iPhone es que, en caso de accidente, el precio de la reparación será menor ya que habrá menor riesgo de dañar algún componente importante. Hasta la fecha para reparar un iPhone tanto modelos base como modelo Pro, se accedía por la pantalla.

    Al necesitar obligatoriamente levantar la pantalla lo que ocurría era que se ponía en riesgo el panel, siendo este uno de los componentes más caros. Normalmente las reparaciones de cualquier parte del teléfono conllevaban el riesgo de romper la pantalla. Ahora todo eso se ha acabado en el iPhone 14 y iPhone 14 Plus, aunque este último no es tan simple re reparar.

    Share.