Investigadores argentinos desarrollan software para evaluar riesgo habitacional

Según la Organización Mundial de la Salud una vivienda saludable es aquella que brinda protección contra lesiones evitables, envenenamientos y exposiciones térmicas y de otro tipo que puedan contribuir a generar enfermedades o padecimientos crónicos. Ayuda además al desarrollo social y psicológico y provee acceso a centros de trabajo, de educación, a los servicios necesarios y a los lugares de diversión que fomentan un buen estado de salud.

María Rojas, doctora en demografía e investigadora independiente del CONICET en el Instituto de Investigaciones Geohistóricas (IIGHI, CONICET-UNNE), lleva adelante un proyecto que propone el uso de una metodología asociada a un software, que identifica las variables de riesgo a las que se encuentran sometidas las viviendas de la comunidad.

LEÉR MÁS  Qué recomienda el FBI para proteger tu televisor inteligente

El software se construyó como una herramienta de captura de datos, cálculo y apoyo a la transferencia para estimar el riesgo de la vivienda urbana para la salud.

La metodología diagnóstica para determinar el Riesgo de la Vivienda para la Salud (DRVS) y el software asociado Riesgo, Vivienda y Salud (RVS v 2.1) son útiles para determinar el riesgo de la vivienda en materia sanitaria. Permiten examinar las estrategias de la población frente a la vivienda insalubre teniendo en cuenta los recursos que esta comunidad tiene para afrontar el problema. Es decir, identifica la problemática y busca soluciones viables acordes a la estructura de cada comunidad.

Actualmente el sistema fue transferido a la localidad de Villa del Totoral, provincia de Córdoba, para ser trabajado en conjunto con la población. La identificación de problemas permitiría el planteo de estrategias concretas para poder resolverlos.

LEÉR MÁS  Video marketing una herramienta de ventas

Fuente: Conicet

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here