¿Vándalos o artistas?: grafiteros mendocinos en la mira

La polémica se inició el 22 de julio, cuando una pareja de jóvenes fue filmada por las cámaras de seguridad instaladas en la Estación Luzuriaga de Maipú, mientras pintaban con aerosoles la unidad 1006 del Metrotranvía.

Los jóvenes que pintaron uno de los costados de la unidad con inscripciones en blanco y celeste, abrieron la discusión acerca de los límites del arte urbano y la necesidad de un marco que lo legisle.

Tanto la ciudadanía como los representantes de la Secretaría de Transporte, no tardaron en condenarlo como »hechos de vandalismo», ya que modificaron parcialmente la imagen de propiedades pertenecientes al Estado, sin la previa autorización correspondiente.

Consultados por Vox Populi, un artista y un grupo de grafiteros comentaron su impresión sobre lo sucedido y ahondaron en la discusión de la falta de normas claras que permita conocer los límites y alcances de las expresiones artísticas urbanas.

LEÉR MÁS  LO QUE PAGA UN CONSUMIDOR ES 4,7 VECES MÁS DE LO QUE RECIBE EL PRODUCTOR

Marcelo Marchese, reconocido dibujante, dijo que »no considera mal que se intervengan» este tipo de unidades, ya que es muy normal en otras ciudades del mundo.

Sin embargo, lo que le molesta al artista es que se hayan llevado a cabo »sin cumplir con las condiciones necesarias para crear una obra de arte», es decir, sin los materiales, la técnica y la planificación necesarias, entre las que la autorización del Estado es una parte fundamental.

Marchese sostiene que el arte urbano »embellece» los espacios públicos por los que transitamos diariamente, y por lo tanto, debe responder a un orden acordado, ya que de lo contrario, »hacen caos».

»El Estado también tiene su parte de culpa en esto, porque hasta el momento no se ha encargado de regular el arte público», sentencia el dibujante.

LEÉR MÁS  ¿ESTAFA AL PÚBLICO, PUBLICIDAD O ARTE?

Cecilia Prieto, integrante del colectivo »Acción Poética Mendoza Capital», coincide con Marchese en el vacío legal existente y va más allá al hablar también de una falta de interés generalizado. »Hasta el momento, la Municipalidad de Godoy Cruz es la única de la provincia que ha marcado una postura al respecto, al declarar al departamento como Museo a cielo abierto».

Prieto asegura que »su política no los llevaría a pintar un colectivo, trole o Metrotranvía, ya que no avalan el daño del espacio público». Aclara además que este movimiento »no trabaja unilateralmente, sino que lo hacen de acuerdo con el dueño del muro y con materiales donados por la comunidad para esa tarea».

Fuente: VoxPopuli

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here