Las tropas libias bombardearon un barrio Misurata

Los cuerpos de dos hombres muertos en los ataques en Misurata fueron llevados al hospital de Hikma, mientras explosiones y el traqueteo de fusiles y ametralladoras retumbaban por toda la estratégica ciudad portuaria, escenario de más de siete semanas de combates que causaron cientos de muertos y una crisis humanitaria.

Rebeldes dijeron que uno de los muertos -un hombre de mediana edad con una herida de bala en el pecho- murió al recibir un tiro cuando estaba sentado afuera de su casa en un barrio del sur de la ciudad, informó la cadena de noticias CNN.

La otra víctima mortal era un joven que murió de heridas causadas por esquirlas de un proyectil, agregó la cadena.

La ONU y médicos locales dicen que los casi dos meses de combates en Misurata causaron cientos de muertos y un desabastecimiento general en la ciudad, donde escasean los alimentos, el agua y los medicamentos y el combustible.

Esta semana, los rebeldes expulsaron del centro a la periferia de la ciudad a las fuerzas del gobierno, y un grupo de soldados se atrincheró en el aeropuerto.

LEÉR MÁS  Caso Próvolo: declararon imputable al jardinero Armando Gómez

En coincidencia con momentáneos recesos en los enfrentamientos, barcos de organizaciones internacionales llevaron víveres y productos de primera necesidad y evacuaron a miles de personas desde el puerto de Misurata, la única vía de enlace con el mundo exterior de la ciudad, ubicada 200 kilómetros el este de Trípoli.

Misurata se convirtió en los últimos días en el principal foco de los combates entre el Ejército y los rebeldes que desde febrero pasado quieren derrocar al líder Muammar Kaddafi, en coincidencia con un estancamiento de la situación en el que hasta ahora había sido el principal frente, unos 200 kilómetros más hacia el Este.

Ni siquiera bombardeos de la OTAN iniciados hace más de un mes contra fuerzas del gobierno lograron inclinar la balanza, de tal forma que los rebeldes controlan el este del país y Kaddafi el Oeste.

Ayer, los combates traspasaron la frontera del vecino Túnez, cuando fuerzas del gobierno se enfrentaron con insurgentes por el control del paso de Dehiba-Wazzin y persiguieron a rebeldes que huyeron a través del límite.

LEÉR MÁS  Ordenan reincorporar periodistas despedidos de la Agencia Télam

La incursión fue breve y limitada y el Ejército libio pidió disculpas, pero igual propició una dura respuesta de Túnez.

»Dada la gravedad de lo que sucedió, las autoridades tunecinas informaron a las libias sobre su indignación extrema y exigieron medidas para poner fin inmediato a estas violaciones» de la soberanía territorial, dijo hoy la Cancillería tunecina en un comunicado.

Los rebeldes habían tomado el paso fronterizo la semana pasada, pero ayer fue reconquistado por las fuerzas del gobierno.

El paso controla la única ruta que sirve de vía de comunicación con el mundo exterior para los rebeldes que controlan localidades en las montañas del oeste de Libia, que de otro modo dependen de caminos de tierra en mal estado para recibir comida, combustible y medicamentos.

Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here