FLORENCIA MORALES, fue encontrada muerta luego de ser DETENIDA por «SUPUESTA VIOLACIÓN DE CUARENTENA»

Florencia Morales era mendocina, de Las Heras, pero hace un poco más de un año se había instalado con su familia en la localidad de Santa Rosa Del Valle de Conlara, ubicada a unos 200 kilómetros de San Luis capital. Criaba sola a dos hijos y una nieta.

El pasado domingo a la mañana Florencia Magalí Morales, de 39 años, andaba en bicicleta por la calle Rivadavia, de esa localidad en Santa Rosa cuando fue interceptada por hombres de la policía puntana, ya que según el relato policial, Morales se encontraba violando la cuarentena.

Su DNI tiene terminación impar, lo que no la habilitaba a salir conforme las disposiciones locales vigentes, y tampoco tenía con ella el documento, por lo que le informaron que le formarían causa por el artículo 205 del código penal. Siempre según el relato de la policía del lugar, Florencia Morales entró en crisis e intentó forcejear con los policías. A uno de ellos le hizo un rasguño por lo que sumaron la acusación por atentado y resistencia a la autoridad y la encerraron en un calabozo de la comisaría 25. Horas después, fue encontrada sin vida, ahorcada con un cordón del buzo que vestía.

De acuerdo al parte oficial, los guardias encontraron a la mujer que “tenía asido a su cuello un cordón (posiblemente de la capucha del buzo que vestía) atado en el otro extremo a la bisagra superior de la puerta enteriza de madera de la celda. Los policías al verla intentan reanimarla mientras buscan ayuda en el nosocomio local”, dice el texto con el estilo de redacción de sumariante policial.

LEÉR MÁS  UNA TAPA DE DIARIO RECORDANDO A LAS VÍCTIMAS EN EL NYTimes

El Parte oficial emitido por la Oficina de Relaciones Policiales, dado a conocer por las autoridades locales, dice textualmente:

“Al recibir la voz de alto para su identificación hace caso omiso y se dirige en el rodado a la comisaría. Una vez identificada se constata que no tenía consigo el DNI y manifiesta que el número es 28.466.633 y su terminación impar”, señala documento.

“Al ser notificada de que iba a quedar detenida porque no le correspondía circular en la vía pública, intenta darse a la fuga forcejeando con dos policías (un masculino y un femenino) rasguñando en la mano a un tercero, por lo que queda detenida por `av. incumplimiento a las medidas del Decreto 260/20 – artículo 205 del Código Penal` y por `av. resistencia a la autoridad – lesiones` quedando a disposición del juzgado Multifuero”.

El caso fue tomado por el juez Jorge Pinto (foto), a cargo del Juzgado Multifuero de Santa Rosa del Conlara, quien caratuló el expediente como «averiguación de suicidio».

Como si conocieran detalles de la fallecida previos a la detención, en medios locales, policías sin que se identificaran dijeron que «posiblemente» la mujer «estaba con tratamiento psicológico, se había separado de su esposo violento y era madre de una joven procesada por presunto homicidio». Una clara manera de buscar justificación por fuera de la causa, argumentando con datos dudosos y en contra de Morales, como si ésos hubieran sido causales de un presunto intento de quitarse la vida.

También hay expresiones de familiares de la mujer que aportan datos sobre lo ocurrido. Por ejemplo, dice una hermana, que aunque no tenía encima el documento su número de terminación sí la habilitaba a circular. Esta hermana, dijo públicamente que no se trata de un suicidio, sino de un claro caso de homicidio por parte de alguna persona de las que tenían acceso al lugar de detención.

PS.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here