El Instituto Malbrán confirmó este martes que se detectó en la Argentina el primer caso del sublinaje BA.2, una nueva versión de origen común a la variante Ómicron de coronavirus pero con otras mutaciones distintivas que ya se pudo observar en varios países.

Se trata de un hombre de 62 años, argentino, residente en la ciudad de Buenos Aires, que volvió el 12 de enero de Uruguay y dos días después comenzó a presentar síntomas compatibles con la enfermedad.

«El día 19 de enero se le realizó un test diagnóstico para SARS-CoV-2 que arrojó un resultado positivo. En todo momento, el paciente cursó la enfermedad de manera leve y fue seguido de manera ambulatoria», informó el Ministerio de Salud mediante un comunicado.

Y añadió que «entre sus contactos estrechos se encuentra su esposa, que también presenta síntomas compatibles con COVID-19».

Qué se sabe hasta ahora de la subvariante BA.2

«Hasta el momento la Organización Mundial de Salud solo mencionó en su actualización del 25 de enero que un número de países han reportado recientemente un incremento en la prevalencia de la secuencia BA.2, pero todavía no la clasificó ni como de preocupación ni de interés», explicó el virólogo Humberto Debat.

LEÉR MÁS  Alberto Fernández a la oposición: "Ya no les pido que me ayuden, les pido que se callen"

Debat, quien integra el Proyecto Argentino Interinstitucional de Genómica de SARS-CoV-2 (PAIS), describió que «aún con un origen común y muchas semejanzas, BA.1 (el sublinaje que circuló de Ómicron impulsor de esta ola a nivel global) se diferencia en un gran número de mutaciones con BA.2 (el que está aumentado su frecuencia) lo que las pone a una distancia genética grande por lo que no sería correcto predecir las propiedades biológicas (comportamiento) de BA.2 en base a lo que vimos de BA.1″.

El especialista señaló que el primer dato duro que se tiene de BA.2 proviene de un estudio del Reino Unido en el que se observó que «la efectividad vacunal para caso sintomático se mantuvo a niveles análogos para BA.1 y BA.2, esto podría significar que las propiedad biológicas, es decir el comportamiento del virus frente a las vacunas por ejemplo, sería similar a la Ómicron que conocemos, pero hay que seguir estudiando».

La transmisibilidad de la BA.2

En referencia a la transmisibilidad, «en base a los datos epidemiológicos de Dinamarca donde BA.2 ya es dominante, sus cálculos sugieren que BA.2 sería entre dos y tres veces más transmisible que BA.1″.

En efecto, un reciente estudio realizado en hogares daneses que fue publicado como pre-print, es decir, que aún no cuenta con revisión de pares concluyó que BA.2 es sustancialmente más transmisible que BA.1.

LEÉR MÁS  Alerta amarilla por nevadas, vientos intensos y viento Zonda en diez provincias

«El trabajo señaló que al igual que BA.1, BA.2 también está asociada a una evasión inmune que reduce el efecto protector de vacunas contra la infección, con una mayor susceptibilidad a la infección en personas no vacunadas y también de vacunadas inclusive con dosis de refuerzo», describió Debat.

De los otros lugares donde BA.2 está siendo más prevalente, el virólogo detalló que «en el Reino Unido no se ve un aumento de infecciones, pero sí se observa que la baja de casos se ha desacelerado; en el caso de India los datos son más difusos y parciales como para interpretar y en Gauteng (región de Sudáfrica muy afectada por la primera Ómicron) es prematuro sacar conclusiones».

El investigador indicó que «en definitiva hay mucho que desconocemos y un dato clave epidemiológico que esperamos es saber si aquellos que se infectaron recientemente con BA.1 tendrán probabilidades de reinfectarse con BA.2 a causa de su gran divergencia genética».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here