EL ASESOR ULTRADERECHISTA Steve Bannon DETENIDO POR DEFRAUDACIÓN Y LAVADO DE DINERO

Steve Bannon, exasesor del presidente Donald Trump, fue detenido luego de ser acusado de defraudar a los ciudadanos que donaron dinero para construir un muro en la frontera con México. Según la Justicia de Nueva York, parte de los 25 millones de dólares recaudados con ese fin fueron a parar a las arcas de Bannon, uno de los principales promotores de la iniciativa privada. Bannon, de 66 años, ayudó a Trump a llegar a la Casa Blanca a través del slogan «Estados Unidos Primero» y una campaña de odio dirigida a su rival demócrata en 2016, Hillary Clinton.

El presidente se mostró «triste» por la detención de Bannon y se desmarcó de la campaña para construir el muro. «No sé nada sobre este proyecto», dijo Trump a los periodistas presentes en la Casa Blanca antes de partir hacia Old Forge, una localidad de Pensilvania cercana al pueblo donde nació Joe Biden, candidato presidencial demócrata que buscará vencerlo en las urnas el próximo tres de noviembre.

La orden de detención contra Bannon fue emitida por la fiscal interina del distrito sur de Nueva York, Audrey Strauss, quien afirmó que Bannon y otras tres personas vinculadas a él «cometieron un fraude de cientos de miles de dólares, capitalizando su interés de financiar un muro fronterizo para recaudar millones de dólares, bajo la falsa pretensión de que todo el dinero sería gastado en su construcción».

Bannon fue detenido mientras navegaba por la costa de Connecticut en un yate y horas más tarde fue llevado a una corte federal de Manhattan, donde se declaró inocente y el juez le fijó una fianza de cinco millones de dólares, que puede ser cubierta con una garantía de 1,75 millones en efectivo o bienes inmobiliarios, por lo que Bannon podría recuperar su libertad en las próximas horas.

El dinero que recaudó «fue destinado a financiar el lujoso estilo de vida» de Brian Kolfage, veterano de la Fuerza Aérea estadounidense y fundador de la campaña «Nosotros Construimos el Muro», que promovió la estigmatización de los mexicanos. Según la acusación, el filántropo Kolfage se quedó con 350 mil dólares, mientras que Bannon desvió un millón de dólares a una organización sin fines de lucro que le pagaba secretamente a Kolfage y «cubría cientos de miles de dólares de gastos personales de Bannon».

LEÉR MÁS  Confesiones de primavera, la muerte nos acecha, cuando no. Por Ariel Robert

«Este caso sirve de aviso a otros defraudadores de que nadie está por encima de la ley, ni siquiera un veterano de guerra incapacitado o un estratega político millonario», señaló Philip R. Bartlett, inspector a cargo del caso. Además del exasesor presidencial y de Kolfage, los otros acusados son Timothy Shea, quien en mayo fue anunciado como administrador interino de la Administración para el Control de Drogas (DEA), y Andrew Badolato, un estrecho colaborador de Bannon.

La investigación reveló que, gracias a la maniobra fraudulenta, los cuatro imputados compraron barcos y camionetas de lujo, pagaron cirugías plásticas, viajes y estadías en hoteles e incluso saldaron deudas de sus tarjetas de crédito. Los cuatro fueron detenidos y acusados de cometer dos delitos: fraude bancario y conspiración para lavar dinero. Cada delito conlleva una pena máxima de 20 años de cárcel.

«No sé nada sobre este proyecto», dijo Trump en el salón oval de la Casa Blanca poco después del anuncio del arresto de Bannon. «No he tenido contacto con él desde hace mucho tiempo. Creo que es algo muy triste para Bannon. Es sorprendente», agregó el mandatario, quien dijo sentirse «muy mal» por las novedades de su exasesor.

Sobre el proyecto de financiar el muro fronterizo por el cual Bannon fue juzgado y detenido, Trump aseguró que la idea no era de su agrado. «No me gusta ese proyecto. Pensé que se estaba haciendo como un alarde», añadió el presidente con gesto adusto, y aseguró que siempre le pareció «inapropiado» costear la construcción del muro fronterizo con donaciones privadas.

Ya son varios los allegados a Trump que fueron procesados o condenados desde que asumió la presidencia en 2016. Roger Stone , condenado en febrero a 40 meses de cárcel por varios delitos, incluida la obstrucción de la investigación del Congreso sobre posibles vínculos entre el equipo de campaña de Trump y Rusia, fue indultado en julio por el mandatario. A Bannon y a Stone se le suman el exabogado personal de Trump, Michael Cohen, el exjefe de campaña Paul Manafort y su socio Rick Gates, el exasesor de campaña George Papadopoulos y el exasesor de Seguridad Nacional Michael Flynn.

LEÉR MÁS  Confesiones de primavera, la muerte nos acecha, cuando no. Por Ariel Robert

El periodista Horacio Verbitsky ya había advertido que el viaje de Mauricio Macri a Paraguay estuvo envuelto en una reunión para planear la avanzada de grupos opositores en el último tiempo en la Argentina. «Un corresponsal del Cohete me mandó una serie de fotos en las que se ve a Macri con un portafolio lleno que nunca soltó de su mano. Evidentemente no fueron a hablar de fútbol. Bannon tiene una conocida relación con la Argentina. Es un ex banquero y militar, organizador del Brexit y la campaña de Trump y asesoró en Europa a varios gobierno de ultra derecha. Plantea una organización similar en América Latina. Ha sido presidente de Cambridge Analytica, que tuvo una participación muy importante en el país».

«El socio de Bannon fue interrogado en el parlamento británico y confeso que estuvo involucrado en una campaña anti kirchnerista en Argentina en 2015. Son los organizadores de las fake news. El viaje del ex presidente Macri al Paraguay tiene que ver con el proyecto de Steve Bannon de crear una internacional populista de ultraderecha».

Inmediatamente después del regreso de Macri de Paraguay, empezó a circular un audio muy llamativo que se consagró como una de las primeras piezas desestabilizadoras del último tiempo. Se trata de una señora que supuestamente advierte a sus amigas sobre una información del «laboratorio» de su hija, con llegada directa a Alberto Fernández, que le recomendaba sacar sus dólares de los bancos, salirse de los plazos fijos, con el claro fin de generar una corrida, tal como indica la propuesta de Bannon.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here