En una semana clave, continúan las críticas a la reforma de la Justicia

Si bien se espera que esta semana, entre el miércoles y el jueves, sean tratados los proyectos que la presidenta Cristina Fernández de Kirchner busca hacer aprobar, la resistencia es cada vez más marcada, y hasta dentro del kirchnerismo se duda de la constitucionalidad de las medidas.

El Centro de Estudios Legales y Sociales, dirigido por Horacio Verbitsky, alertó el sábado que el proyecto de ley que limita la cantidad de cautelares »presenta problemas de constitucionalidad». A través de un comunicado, la entidad señalaba que »las medidas cautelares constituyen medidas efectivas para la protección de grupos en situación de vulnerabilidad».

El organismo también expresó »dudas» a cerca del proyecto que aumenta el número de tribunales de casación, ya que »la inclusión de nuevas instancias remite más a la verticalidad» dentro del Poder Judicial. De todas maneras, el CELS se mostró de acuerdo en que se democratice el acceso a la Justicia, y en que se puedan conocer las declaraciones juradas de los integrantes de este poder.

Por estas críticas, el senador que presentó los proyectos, Miguel Ángel Pichetto, convocó ayer a Verbitsky a exponer sus objeciones frente al plenario de comisiones que analiza las medidas, mañana a las 11. El legislador además indicó que el proyecto no perjudicaría a personas desfavorecidas, ya que »apunta fundamentalmente no a las relaciones entre el Estado y los ciudadanos, que en general están excluidas del proyecto, sino a las que vinculan al Estado con empresas y sectores económicos».

Desde la otra vereda, Mauricio Macri reiteró su rechazo a la llamada »democratización de la justicia», y le pidió a la ciudadanía que se manifieste en contra del paquete de leyes.

»Si la Justicia pasa a ser dependiente del poderoso de turno deja de ser justicia», publicó ayer el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires en su cuenta de Facebook, y pidió »que nadie se quede callado».

»El Gobierno ahora va por una reforma que pretende llevarse puestas las reglas de juego», señaló Macri, y pidió la participación de todos »si queremos evitar que esto ocurra». »Esta semana no es como cualquier otra en nuestro país. Se pone en juego la Justicia, y cuando ella está en juego muchas cosas entran en crisis» agregó.

»Los que somos dirigentes políticos y creemos en la institucionalidad, la democracia, la libertad, tenemos que alzar nuestra voz y demostrar unidad para defender estos valores», finalizó el líder del PRO.

Fuente: VoxPopuli

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here