Mendoza expuso el modelo de gestión y buenas prácticas de reasentamiento involuntario de viviendas

Integrantes del Ministerio de Infraestructura y Comunicación de Paraguay y del BID conocieron los detalles técnicos y sociales que llevó adelante la Provincia para la relocalización de familias.

El emblemático caso de la mejora del corredor Ruta Provincial 82, que se está ejecutando en la provincia y para cuya reconstrucción el Gobierno debió intervenir en la ubicación de viviendas aledañas o involucradas en el proyecto, fue presentado esta mañana como ejemplo de gestión y buenas prácticas del plan de reasentamiento de familias.

El modelo fue expuesto por pedido del Banco Interamericano de Desarrollo (ente financiador del proyecto) a integrantes del Ministerio de Infraestructura y Comunicación de Paraguay, que se apresta a reconstruir 550 kilómetros de una ruta, para lo cual necesita relocalizar a 300 familias asentadas a la vera del camino.

La conferencia online estuvo encabezada por el ministro de Planificación e Infraestructura Pública, Mario Isgro; la subsecretaria de Planificación, Marité Baduí; el administrador de Vialidad Provincial, Osvaldo Romagnoli, y la presidenta del directorio del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV), María Marta Ontanilla. Participaron además equipos técnicos de la Dirección Provincial de Vialidad y del Laboratorio de Viviendas.

Aspectos técnicos y sociales

Al tratarse de una materia compleja, que atraviesa transversalmente a toda una comunidad, la necesidad de aplicar un modelo de trabajo mancomunado entre los organismos involucrados es indispensable para que el proceso de relocalización se transforme en una oportunidad para mejorar la calidad de vida de las comunidades implicadas.

Por eso, la conferencia estuvo centrada en los aspectos técnicos y sociales que implican abrir nuevos caminos y que conlleva impactos ambientales y sociales directos sobre los pobladores distribuidos en kilómetros de traza.

LEÉR MÁS  ATM: cómo obtener libre deuda de Impuestos Patrimoniales de manera online

“Lo que hizo el equipo de campo para la reubicación de familias es tan importante como la ingeniería de precisión con la que se va a construir la ruta. El mejor de los proyectos puede no ver la luz si no se hace primero el trabajo que hizo el equipo de campo del IPV y la DPV”, explicó Isgro a los representantes paraguayos.

El ministro además hizo hincapié en la necesidad de “seguir trabajando en la planificación de ciudades para 2030/2050, ya que sabemos que más del 90% de la población va a vivir en ciudades y necesitamos estar preparados en nuestras trazas viales y tener un plan, porque va a seguir habiendo asentamientos de quienes emigren a conglomerados urbanos”.

Relevamiento de familias

Cabe recordar que, para realizar la obra de refuncionalización integral de la ruta, el Gobierno de Mendoza relevó en agosto de 2018 que se debían realizar 153 expropiaciones de terrenos y relocalizar 38 hogares y 2 locales comerciales.

“Actualmente tenemos 60% de familias que ya están relocalizadas, con las distintas soluciones que les hemos otorgado, que es subsidio por desarraigo o subsidio para alquiler y a la espera de la solución definitiva a su vivienda”, detalló Ontanilla, titular del IPV.

Para ello, se apeló a un esquema asociativo de acuerdos interinstitucionales entre la Dirección Provincial de Vialidad, el Instituto Provincial de la Vivienda y el Municipio de Luján de Cuyo, que trabajaron en la evaluación socioeconómica de la zona, la determinación de puntos críticos, el relevamiento de las características principales de los afectados por la liberación de la traza y el acompañamiento de las familias que se debió relocalizar.

LEÉR MÁS  Alerta de Zonda para hoy en Mendoza

Una obra necesaria

La obra de refuncionalización integral de la ruta 82 no solo beneficiará a más de 27 mil vecinos que transitan diariamente la zona oeste de Luján de Cuyo sino que se estima que se favorecerá a 870 mil habitantes del Gran Mendoza, como también a la población de Chacras de Coria, Vistalba, Las Compuertas y Cacheuta. Además, se facilitará el tráfico visitante del área del dique Potrerillos.

El proyecto incluye la ampliación de la calzada existente para convertirla en autopista urbana de dos carriles de circulación, lo que reducirá el tiempo promedio de viaje e incrementará la seguridad vial y disminuirá los accidentes automovilísticos que habitualmente ocurren debido a la estrechez del camino en zona de montaña, entre otros motivos.

En un plazo de ejecución de cinco años, las obras apuntan a la integración de los departamentos de Las Heras, Luján de Cuyo y la zona centro de Mendoza. Además, traerá otros beneficios, como la accesibilidad, integración, fluidez de tránsito y competitividad turística de Cacheuta.

La mejora de la RP82 beneficiará a casi 27 mil usuarios que la transitan cada día y representará un progreso adicional al corredor bioceánico de la Ruta Nacional 7, que une el Atlántico con el Pacífico a través del Paso Cristo Redentor, al reducir el tránsito liviano y facilitar la circulación del tránsito pesado.

 


Fuente: Prensa Mendoza

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here