Suspendieron al camarista federal de Mendoza Otilio Romano

 

 

El plenario del Consejo aprobó por unanimidad el dictamen de la Comisión de Disciplina y Acusación contra Romano, procesado por su supuesta participación en alrededor de un centenar de hechos considerados como ilícitos de lesa humanidad, cuando era fiscal federal en esa provincia.

 

La decisión del pleno, precedida por el también voto unánime de la Comisión de Disciplina, fue tomada a pocos minutos de iniciado el tratamiento del tema.

 

En la sesión estuvieron presentes el presidente Mario Fera, y los consejeros Ada Iturrez, Marcelo Fuentes y Mario Cimadevilla (senadores); Carlos Moreno y Oscar Aguad (diputados), los abogados Alejandro Fargosi y Daniel Ostropolsky, el representante del Poder Ejecutivo Nacional Hernán Ordiales y el académico Manuel Urriza.

 

Moreno y Ordiales fueron elegidos para sostener ante el “Jury” la acusación contra Romano.

 

La decisión del plenario implica la “inmediata suspensión” de Romano, por el plazo de seis meses, tiempo en el que el Jurado de Enjuiciamiento deberá decidir si destituye o rechaza el pedido de remoción del camarista federal.

LEÉR MÁS  Manifestaciones en Mendoza con respuesta violenta de la policía. Hay 19 detenidos.

 

Entre los hechos que se le atribuyen a Romano como persunto “partícipe primario” figuran secuestros, torturas, homicidios, robo de bienes, allanamientos ilegales y el archivo de la investigación sobre la apropiación de una menor.

 

Por similares ilícitos fue destituido el ex camarista federal de Mendoza Luis Miret, compañero del tribunal que integra Romano.

 

En su descargo, por escrito, ante la Comisión de Disciplina y Acusación, Romano manifestó ser víctima de una “patraña judicial” y que es una exageración atribuirle violaciones a los derechos humanos.

 

Romano afirmó que las fuerzas armadas y la policía actuaban de manera clandestina, por lo que no pudo haber sido funcional a un accionar que desconocía.

LEÉR MÁS  Luego del debate, un resumen del candidato Fernández

 

La acusación contra Romano fue impulsada por organismos tales como el Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos (MEDH) y el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS).

 

Representantes de esos y otros organismos de derechos humanos y el secretario del área de la Confederación General del Trabajo (CGT), Julio Piumato, estuvieron presentes durante las sesiones de la Comisión de Disciplina y Acusación y el plenario del Consejo.

 

La suspensión y promoción del “jury” contra Romano “es un paso emblemático para la justicia que aspiramos”, ya que “el Poder Judicial no puede tener gente involucrada en la violación de derechos humanos”, sostuvo Piumato concluida la sesión.

Telam

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here