«POTENCIAR EL MOVIMIENTO DE MUJERES Y DIVERSIDADES EN TODO EL PAÍS»

La militante feminista y ex presidenta del Consejo de la Mujer, Virginia Franganillo, sostuvo que “hay que potenciar valor del movimiento de mujeres y diversidades en todo el país” para enfrentar la violencia de género a la vez que señaló que este tema debe estar en “todos los medios y en todos los canales de comunicación».

“Hay que potenciar el valor del movimiento de mujeres y diversidades en todo el país y jerarquizar las jurisdicciones”, señaló a Télam y agregó que “el municipio es central en la prevención y actuación para acompañar los casos».

En ese sentido, Franganillo sostuvo que “el territorio es donde se juega la posibilidad de generar acompañamientos y también ser el vehículo de la detección de las distintas formas de violencia; lo local y el municipio hoy tiene un valor como no se ha valorizado en otros tiempos”.

“Estos temas tienen que estar en todos los lugares donde se formula la información, en todos los medios, en las pautas publicitarias, en todos los canales de comunicación. Tiene que ser una campaña permanente”, expresó.

Sostuvo además que “el mensaje de que no estamos solas, que se tiene que aplicar con rigor la ley, el acceso a la justicia, el involucramiento de todas las áreas del Estados, y que sea un tema permanente en los medios”.

“Hay cantidad de materiales valiosos para difundir desde Naciones Unidas, organismos oficiales, organizaciones no gubernamentales, hay muchísimos aportes para los medios. Si logramos sostener este tema en la opinión pública logramos hacer prevención. Esa es la garantía, apostar a la prevención. Estar en los balcones, las ventanas y los barrios y potenciando la construcción organizativa del Ni Una Menos”, manifestó.

Asismismo, dijo que “es el momento de mostrar nuestras fortalezas para que otras salgan a los balcones y sepan que no estamos solas y que se aplicará la ley con todo el rigor. Además, hay una ruta de políticas públicas que viene impulsando todos los días el gobierno para todos los sectores”.

El documento «Llamamiento de feministas frente al aumento alarmante de la violencia machista» que hasta ahora tiene 1600 firmas «es un mensaje para recordar que no estamos solas, que se tiene que aplicar con rigor la ley, garantizar el acceso a la justicia, e involucrar a todas las áreas del Estado», en el contexto de aislamiento por el coronavirus, dijo la militante feminista y ex presidenta del Consejo de la Mujer, Virginia Franganillo.

El objetivo del pronunciamiento «es contribuir al fortalecimiento de las políticas de jerarquización de las problemáticas de género que ha encarado el gobierno que encabeza el presidente Alberto Fernández, como así también en apoyo a la lucha histórica de las mujeres y los feminismos. en un momento de excepción frente a un flagelo como es la violencia de género y los femicidios», expresaron en el texto las impulsoras.

LEÉR MÁS  UNA TAPA DE DIARIO RECORDANDO A LAS VÍCTIMAS EN EL NYTimes

Una de ellas es Franganillo, la dirigente que en 1992 creó y fue la primera presidenta del Consejo de la Mujer, quien en una entrevista con Télam analizó algunos de los puntos del documento que «en un poco más de 24 horas, sumó 1600 firmas» en un texto que «logró construir una voz que expresa una diversidad desde la construcción del movimiento de mujeres que aporta a fortalecer las políticas».

– ¿Qué aporta este llamamiento público?

-Franganillo: Plantemos un llamamiento que tiene que ver con que la diversidad del movimiento de mujeres ponga en alerta el tema. La Argentina está cada vez más reconocida como un país privilegiado, porque el presidente de la Nación planteó algo central de la política pública que es el aislamiento y movilizar a todos los poderes del Estado en ese sentido. En un país que este gobierno recibió en un estado muy dramático en materia social y económica. Tenemos una situación privilegiada de liderazgo fuerte que plantea primero la vida,y las mujeres sabemos mucho de la vida. De modo que lo que hicimos es plantear un llamamiento que sea una voz plural, como es el movimiento de mujeres, que en Argentina es potente. Digo de mujeres y disidencias sexuales, con una red comunitaria muy potente reconocida internacionalmente.

Entonces, primero se trata de apoyar lo que está haciendo el Gobierno nacional, y jerarquizar y actuar con rigor y premura en todos los poderes del Estado. Hay firmas de distintos lugares del país, de distintos sectores sociales y políticos.

-Ustedes piden en el documento que el Poder Judicial actúe en casos de violencia de género con la misma eficiencia y rapidez que lo hacen para hacer cumplir la cuarentena. ¿Cómo se logra?

-Franganillo: Hay pronunciamientos y propuestas muy interesantes en ese sentido que han surgido de profesionales de la justicia y de instituciones, como el Consejo Federal de Defensores y Asesores Generales de la República Argentina, que tienen que ver con la facilitación de acceso y la rapidez en las intervenciones de la justicia.

-Facilitar el acceso rápido a la justicia, ¿qué implica para las mujeres en situación de violencia?

-Franganillo: Vivimos en una situación donde es difícil acceder a la justicia en un tema complejo que requiere una clara intervención. También era urgente antes de la pandemia y también la crítica era anterior a la pandemia, porque la judicialización de cuestiones de género tiene una enorme deficiencia. Frente a esta pandemia hay que colocar a la justicia del mismo modo que el Gobierno está planteado la urgencia social.

-¿Cree que después del aislamiento quedará un aprendizaje para que cambie esta situación en el sistema de justicia?

LEÉR MÁS  Coronavirus en Argentina: murieron otras cuatro personas

-Franganillo: Aspiro a eso. Soy una militante y siempre pienso que va a ser mejor, aún en la adversidad. El femicidio de Alicia Muñiz en 1987 colocó por primera vez a la violencia de género en la opinión pública. Antes veníamos desde la militancia feminista planteando esta realidad. La adversidad ha sido para nosotras una oportunidad de hacer visible el tema. Todas, todos, debemos propender a ser mejores después de la pandemia, es el gran desafío que tienen nuestras sociedades. En Argentina, tenemos un presidente que está liderando eso. Priorizando la vida a las cuestiones económicas. Pienso desde la política que tenemos que expresar lo mejor. Algunas acciones a destacar son la extensión de las medidas de protección judicial que decidieron casi todos los poderes judiciales provinciales y la ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad -Elizabeth Gómez Alcorta- ha mantenido reuniones con representantes de este sector en ese sentido.

-¿Cuál es el rol de la comunidad en esta situación?

-Franganillo: Estamos actuando dentro de un proceso de una revolución en marcha. Que muestra la violencia y se actúa. En los edificios de las clases medias porteñas hay mujeres se animan a gritar cuando están en peligro y hay muchas y muchos que llaman a la policía. Eso tenemos que vivirlo como un tremendo avance de la sociedad. Viene de una historia larga del movimiento de mujeres que se ha acumulado y se ha potenciado con el Ni Una Menos. En los barrios populares, en el conurbano y en otros entramados sociales, las organizaciones tienen la propuesta «los vecinos cuidamos a los vecinos», el barrio cuida al barrio, y en ese dispositivo está el valor de esta red impresionante comunitaria. Silvia Federici dice que es la red comunitaria más importante del mundo y eso tenemos que vivirlo como una enorme valor. Hay promotoras en la alimentación, que sumaron higiene y limpieza, y especializadas en género que están construyendo un mapa de vulnerabilidades que está muy presente en las mujeres que son víctimas de violencia.

Entre las firmantes están Juliana Marino, Norma Durango, Cristina Álvarez Rodríguez, Ana Falú, María Rosa Martínez, Ana María Fernández, Mónica Macha, Elena Tchalidy, Tati Almeida, Silvina Ramos, Malena Galmarini, Gloria Bonder, Nelly Minyersky, Vanesa Siley, Marta Bianchi, Cristina Banegas, Diana Maffia, Silvia Chejter, Cecilia Moreau, Susana Sanz, María Laura Garrigos, Cecilia Rosetto, Claudia Perigino, Magui Bellotti, Marta Fontella, Mabel Bianco, Aracely Ferreyra, Cecilia Roth, Carolina Papaleo, Nilda Garré, Ana Suppa, María Elena Naddeo, Raquel Asensio y Natalia Gerardhi.

El documento completo puede leerse aquí: https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLScO7wgzdybmHH4IYQX359775MgrTcNT4oCx4seLe5CYOjoLMw/viewform

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here