Posnets y pago con QR para la economía popular

La cartera que encabeza Daniel Arroyo está trabajando con el Banco Nación para ofrecer a estos productores y comercializadoras accesos gratuitos a las tecnologías de cobro que se impusieron durante el aislamiento.

La economía popular vende sus productos por mútliples vías: en ferias barriales, nodos de consumo, con entregas a domicilio, mediante el compre estatal, en almacenes de cercanía. Son redes que vienen en crecimiento, pero que usan dinero en efectivo como único medio de pago. Esto limita sus posibilidades de sostenerse o crecer. No sólo porque implica perder la oportunidad de hacer más ventas a la clase media, sino también porque la economía popular está viendo pasar, muy desde fuera, el enorme caudal de fondos que el estado está transfiriendo a los sectores populares a través de mecanismos como la tarjeta Alimentar, la AUH, los ATP y otros programas de ingresos.

El uso de dinero en efectivo como exclusivo medio de pago no tiene que ver con una cuestión cultural; o no solamente. Para poder aceptar compras con tarjeta es necesario, primero, contar con dinero: para empezar, el vendedor debe abrir una cuenta bancaria y luego contratar el servicio de posnet, o ser habilitado por la empresa que lo desarrolla para usar un algún otro método, como el usado para pagar con un teléfono escaneando un código QR. Todas estas son prestaciones pagas y con costos elevados para un comercio tradicional. Por eso no las tienen, todavía, muchos de los almacenes de cercanía. ¿Qué se puede decir de un feriante o de una pequeña cooperativa?

En busca de abrir un camino en el uso de medios de cobro virtuales en la economía popular, el ministerio de Desarrollo Social está trabajando con el Banco Nación para ofrecer a sus productores y comercializadoras accesos gratuitos a estas tecnologías.

LEÉR MÁS  Acuerdo de la carne: el Gobierno confirmó que habrá 1.600 bocas de expendio en todo el país

Algunas de las novedades disponibles son:

* El Banco Nación bonifica por un año el uso de un posnet. En este caso, se trata de máquinas inalámbricas, para que puedan ser llevadas a ferias o en los vehículos que hacen repartos a domicilio.

* Ofrece, de manera gratuita por un año, la posibilidad de usar un botón de pago, con el que se puede pagar por internet. Con este sistema, el vendedor manda -por ejemplo vía whatsapp o por mail- un link al comprador. Haciendo click en el link, el comprador accede a una pantalla donde escribe el número de su tarjeta, con el correspondiente código de seguridad, para concretar la compra.

* Habilita sin costo el uso de una billetera virtual: se trata de una herramienta que permite pagar con QR. Otras de sus prestaciones son la realización de transferencias, y de órdenes para que un tercero retire efectivo de un cajero.

* Ofrece abrir y mantener, de manera gratuita, la caja de ahorros donde recibir los pagos. Las cooperativas y mutuales pueden pedir una cuenta corriente especial, bonificada por un año.

El convenio entre el ministerio de Desarrollo Social y el Banco Nación implica que los productores y comercializadoras de la economía popular puedan ahorrarse los costos de instalación y el de las operaciones, durante el primer año de uso. De todas maneras, quienes lo pidan deben tener en cuenta que el sistema tiene comisiones: un 0,9 por ciento de cada operación con tarjetas de débito o un 2 por ciento con las de crédito. El dinero de las ventas se acredita en 48 horas, en el caso de las tarjetas de débito, y en diez días hábiles con las de crédito.

LEÉR MÁS  Fin de semana con récord de turismo en el país

“En estos meses de pandemia tuvimos mucha demanda sobre cómo hacer cobros virtuales, como acceder a un posnet, botones de pago y billeteras virtuales. Este acuerdo con el Banco Nación es para nosotros una primera etapa para otro objetivo a mediano plazo: queremos que no sólo haya acceso a la tecnología sino que la economía popular pueda ofrecer beneficios a los consumidores», señaló Eva Verde, directora de Mercados de Cercanía en la secretaría de Economía Social.

«El sistema comercial tradicional tiene estrategias para fidelizar clientes y aumentar las ventas, los bancos suelen hacer campañas de descuentos para quienes compran en determinada tienda. Nuestro objetivo es poder hacer también esas campañas de fidelización con los consumidores y consumidoras que eligen comprarnos», puntualizó. «Sabemos que muchos consumidores nos eligen de manera responsable, porque saben que somos productores hemos sido excluidos del sistema, que nos hemos inventado el propio trabajo y que lo hacemos con una mirada de mayor solidaridad y de mayor cuidado del ambiente

Los requisitos para pedir el acceso a estos medios de pago electrónicos son haberse inscripto en Mercados de Cercanía, tener la constancia de opción de Regimen simplificado para pequeños contribuyentes de la AFIP y haber pagado o estar exento de pagar Ingresos Brutos. A las cooperativas se les pedirá el estatuto, el último balance y la inscripción ante el INAES. En este caso, el ministerio puede darles apoyo, acompañando su proceso de conformación.

 


Fuente: Página|12

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here