MENDOZA, EL PAÍS DE LAS ÚLTIMAS COSAS por Ariel Robert

Mendoza, el país de las últimas cosas

Según una investigación de dudosos métodos, el 35% de los mendocinos, considera propicio que la provincia se separe de la República Argentina, algo que la Constitución Nacional impide de modo rotundo y definitivo.

Después de las expresiones del presidente del comité nacional de la Unión Cívica Radical, ex gobernador y actual diputado nacional por Mendoza, Alfredo Cornejo, la imagen que circula sobre Mendoza y los mendocinos dista bastante de la auto imagen que describen los secesionistas. Aquí mismo, en Portada.com.ar en ocasión de entrevistar al dirigente radical Federico Storani, obtuvimos su opinión, lapidaria en relación a la idea y poco laudatoria sobre su correligionario.

Colocar sobre el espejo una foto ajena, es inútil. El engaño dura un instante. Acaso si se carece de consciencia plena, esa fantasía, se desvanecerá ante el primer contacto con otro (u otra). Es como respirar para esconder la panza durante el flash de la foto. Igual se notará.

En Mendoza estamos atravesando varias crisis en simultáneo. Algunas parecen inevitables, otras no lo son.

Pandemia y ausencia nívea, no son patrimonio autóctono ni por pésima gestión de dirigentes. Los dislates; los hechos de corrupción; la carencia de una matriz productiva capaz de abastecer las necesidades más elementales de la población; las desinteligencias sanitarias; la actuación desproporcionada de las fuerzas de seguridad en casos innecesarios; las nominaciones de personas carentes de idoneidad para cumplir funciones del Estado, sí. Aunque quisiéramos, ese lastre es nuestra responsabilidad, por acción u omisión.

Tal como podemos ver en el video testimonial del Senador Romano, de Protectora, denuncian que el acueducto inaugurado casualmente próximo a las últimas elecciones, no lleva agua. Pero más preocupante aún es lo otro que consigna, y que trató el medio mdzol.

El acueducto La Horqueta – Monte Comán deberá esperar si es que puede revertirse la situación. Es el proyecto que incentivaría el desarrollo de ganadería de zonas árida de modo contundente. Instalación de 376 kilómetros de cañerías. Un año de obra para potenciar casi 440 mil hectáreas. Según explican, 31 bornas y 84 puntos de entregas, para que el agua mejore las condiciones de los pastizales y eso también contribuya en los índices de preñez, gracias al aporte de la calidad y cantidad de agua.

LEÉR MÁS  Coronavirus en Argentina: En las últimas 24 horas se registraron 7043 nuevos casos

Si alguien busca en el sitio legislatura abierta, y quiere saber cuál es la relación de la provincia (con aspiración de país) con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), podrá sorprenderse por el tamaño tipográfico del título y el término utilizado para describir la misma: “Romance entre Mendoza y el BID”.

El BID es el organismo multilateral que ha financiado importantes obras, y para el caso del acueducto La Horqueta – Monte Comán, se trata de un préstamo a 20 años, con 5 años de gracia. Empréstito con una tasa del 2,5% anual. El monto de la obra, algo más de 11 millones de dólares. Importe e intereses inimaginables para una provincia en virtual estado de default, y en un universo ávido de dineros frescos y en un país súper endeudado, con pésima calificación de su credibilidad.

Pero el “romance” parece dejará de ser próspero. En este caso no se trata de una infidelidad marital, aunque la consecuencia puede ser la misma. En la licitación para la construcción del acueducto en cuestión se presentaron 12 ofertas (empresas y uniones transitorias de empresas). Resultó ganadora del proceso licitatorio una ute constituida por dos empresas que han desarrollado obra pública en cantidades. Nada extraño. Sí resultó poco entendible para varios oferentes y también para el Banco de Integración y Desarrollo que quien se quedaría con la ejecución de la obra, según definición del Departamento General de Irrigación no fue la oferta más conveniente. Tampoco los segundos por precio. Ni los terceros. Los cuartos no tuvieron suerte. Los quintos no serían los que construyen este importante acueducto, pero sí la sexta (oferta) Al pie describimos cuáles fueron las ofertas. Esto produjo que el BID decidiera no hacer entrega de ese préstamo tan conveniente, con un plazo bien extenso, incluido un lustro de gracia y una tasa envidiable.

LEÉR MÁS  "Estamos en el peor momento" de la pandemia, advirtió el Presidente

Según explican, no los medios locales sino los expertos, esto constituye además de la postergación de esa importante obra, una mácula para el Departamento General de Irrigación, para la provincia con ínfulas de nación y también para las empresas. Aseguran que cuando los perfumes de privilegios o el aroma de  corrupción alcanza las narices de un organismo como el BID excede el perjuicio puntual, sienta un antecedente difícil de revertir. Como dice el dicho, quien se quema con leche ve una vaca (de zonas áridas o de la pampa) y llora.

Ciertamente los que tendremos motivos para llorar somos los mendocinos y específicamente los sectores de la ganadería del Sur y del Este de Mendoza que ven cómo el agua para sus ganados ahora parece un espejismo alucinado.

Algunos lamentarán que las autoridades del BID no se conformen con anoticiarse de lo que ocurre en Mendoza a través de medios andinos (2)*, esos que informan pero sin detalles sobre las empresas –constructoras- que se presentan en cuanta licitación exista en la administración de Mendoza, y con un ratio de éxito que deben envidiar los ludópatas, porque acierta hasta cuando juega con cartas marcadas.

Nuevamente el agua. Otra vez la postergación y además, la ausencia de información fidedigna sobre los recursos públicos. El ojo del amo engorda el ganado, y la corrupción, los deja sedientos. Alguien podría concluir diciendo que es una pena, nosotros preferimos decir que es un crimen.

El título del presente artículo, toma el de la novela distópica de Paul Auster, debido a las coincidencia de decadencia ostensible.

*(1)

Laugero- Corporación del Sur (UTE): $518.255.145,55.

Ludwig Pfeiffer: $551.571.438,77;

Hugo Ojeda – Ecosur Bahía S.A (UTE): $552.728.413,63;

Genco- Riec (UTE): $555.500.000,07;

Proyección Electrolux SRL: $564.897.892,74;

CEOSA y Obras Andinas S.A (UTE): $569.267.143,88;

Ciatsa- Minera Zlato- Dafré (UTE): $570.066.837,61.

Stornini S.A- AIFRA SRL (UTE): $579.586.871,59;

Rovella Carranza: $644.710.686,36;

Mapal S.A.C.I.A: $798.804.553,47;

JCR SA: $887.980.207,68;

Eleprint SA- Vial Norcar (UTE): $998.810.739,41;

*(2)

https://www.sitioandino.com.ar/n/302472-licitaron-el-acueducto-monte-coman-la-horqueta/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here