Con mucha debilidad interna, sobre todo por la ausencia de Máximo Kirchner en la apertura de sesiones, Fernández acusó a Macri por la crisis que atraviesa la Argentina, lo que provocó que los legisladores del PRO abandonaran el recinto, aunque no fueron acompañados por las bancadas radicales. No obstante, Alfredo Cornejo tildó al presidente de mentiroso protagonizando un momento incómodo y cargado de rispideces.

Lo que más enfureció al PRO fue la constante insistencia sobre la necesidad de investigar la toma de deuda del gobierno de Macri desde la esfera de lo penal. Sobre todo, porque el presidente no cuenta con los votos para lograr el acuerdo con el FMI.

LEÉR MÁS  El eclipse total de luna se observó con entusiasmo y curiosidad en casi todo el país

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here