Con pocas precauciones por el coronavirus, Israel reabre sus playas

Las playas de Israel volvieron hoy a llenarse de bañistas, luego de que el gobierno anunciara ayer su reapertura como parte del levantamiento gradual de las restricciones impuestas por la pandemia de coronavirus, que ya causó más de 16.600 contagios y 270 muertes en el país.

La medida coincidió con una ola de calor en Tel Aviv, donde muchas personas aprovecharon la reapertura para darse el primer chapuzón del año, reportó la agencia de noticias EFE.

Si bien las playas no estaban colmadas de gente y había suficiente espacio para mantener el distanciamiento físico entre grupos, se observaron también círculos de gente con comida y bebidas, sin cuidar mucho las distancias.

Tampoco había indicaciones de prevención de la Covid-19 en los balnearios, salvo en los baños -desinfectados cada hora-, donde sí se colocaron carteles para marcar la distancia de seguridad de dos metros.

LEÉR MÁS  Rusia marca nuevo récord de casi 16.000 casos de coronavirus en un día

En tanto, los kioscos de playa estaban abiertos, pero con capacidad limitada y solo para servir en la zona de barra.

Pese a esta cierta normalidad, en una ciudad turística como Tel Aviv, el ambiente en la zona de la costa no es el mismo sin bares, restaurantes u hoteles abiertos.

Estos establecimientos seguirán cerrados al menos hasta la semana que viene, por lo que se espera que la afluencia a las playas en estos días no sea masiva.

Israel, donde el impacto de la Covid-19 fue relativamente leve, superó desde hace semanas la fase más crítica de la pandemia, y continúa con la desescalada paulatina de restricciones para volver a la rutina por completo.

LEÉR MÁS  Italia anuncia nuevas medidas "urgentes" para frenar la difusión del coronavirus

La vuelta progresiva a la normalidad del país también se hizo hoy patente en la vida religiosa, con la reapertura al público de sinagogas, iglesias y mezquitas, aunque los templos no pueden acoger a más de 50 personas y los fieles deben mantener dos metros de distancia entre ellos.

No obstante, en Jerusalén, la Explanada de las Mezquitas -uno de los lugares sagrado para el islam- seguirá cerrada hasta el próximo 27 de mayo, tras el fin del mes de Ramadán.

La basílica del Santo Sepulcro -un lugar de especial importancia para el cristianismo- tampoco abrirá inmediatamente, pero se prevé que lo haga en los próximos días.

 


Fuente: Télam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here