CAMACHO CUENTA COMO ARMARON EL GOLPE CONTRA EVO MORALES

En un video que se difundió por redes sociales, el exlíder cívico cruceño Luis Fernando Camacho revela que su padre cerró un acuerdo con militares y policías para que no salieran a reprimir en las movilizaciones en contra del gobierno de Evo Morales.

“Fue mi padre que cerró con los militares para que no salgan”, revela Camacho a un grupo de personas.

El exlíder cívico también revela que el actual ministro de defensa Luis Fernando López fue el nexo con los militares traicionaran a Evo.

“Con la Policía de la misma manera, fue mi padre. Cuando pudimos consolidar que ambos no iban a salir, fue que dimos las 48 horas (de plazo)”, agrega Camacho, en el video que circula en redes sociales.

Luis Fernando Camacho se vanaglorió por su rol activo en el golpe de Estado contra el presidente depuesto Evo Morales. Camacho admitió abiertamente que fue su padre quien presionó a los militares aquel 10 de noviembre para que le quitaran el apoyo a Morales y se sumaran a su estrategia golpista.

LEÉR MÁS  EL ETERNAUTA llega a la pantalla

Luego de que el presidente derrocado convocara nuevamente a elecciones, las fuerzas armadas pidieron públicamente la renuncia de Morales para “pacificar Bolivia” y “mantener la estabilidad”. Horas antes, Camacho había ingresado a la vieja casa de gobierno de la Plaza Murillo con una bandera, una Biblia y una carta con el pedido de renuncia a Morales.

 

En un acto junto con sus compañeros cruceños ultraderechistas, Camaño develó: “Fue mi padre, quien cerró con los militares para que no salgan”. Rodeado por sus seguidores, contó que lo envió a hablar directamente con las fuerzas de seguridad para consumar el golpe. “Y a coordinar todo fue Fernándo López, actual Ministro de Defensa. Por eso él está de ministro, para cumplirle los compromisos”, agregó, confirmando también que en el gabinete de Jeanine Áñez fueron premiados los golpistas.

LEÉR MÁS  TIROTEO EN ALEMANIA DEJA 8 MUERTOS Y 5 HERIDOS GRAVES. LOS ATACANTES PRÓFUGOS

En la grabación, se observa a Camacho junto con sus colaboradores relatando también algunos detalles de los días previos a la caída de Evo Morales. En el video admite también que se hizo un acuerdo similar con la Policía, para evitar ser reprimidos y esa fue la razón por la que el 2 de noviembre se dio el plazo de 48 horas para que Morales firme su renuncia.

“Cuando pudimos consolidar que ambos (militares y policías) no iban a salir fue que dimos las 48 horas. Porque sabíamos que Santa Cruz podía trasladarse a La Paz (…) Ese fue el momento más duro que pasamos”, asegura Camacho en la grabación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here