Cómo funcionará el sector financiero tras los cambios aprobados ayer

La reforma de la Ley de Oferta Pública, que impulsa la construcción de un mercado de capitales integrado »federalmente» y con amplias facultades regulatorias y de supervisión del Estado por medio de la Comisión Nacional de Valores (CNV), responde a una serie de movimientos y alianzas entre los distintos sectores que por estas horas analizan el rol que jugarán de ahora en más en el marco de la nueva regulación.
El titular de la CNV, Alejandro Vanoli, destacó a Tiempo Argentino que a partir de la decisión de la Cámara Alta, se »genera un marco regulatorio de acuerdo con estándares internacionales», además de modificar la estructura del mercado de capitales para »volcar los ahorros a la economía real». Además, precisó que la ley apunta a reducir »la duplicación de funciones» para reducir costos; y consignó que »va a generar las condiciones para una integración de los mercados».
Además, Vanoli consignó que la ley prevé ampliar el ingreso de agentes para la cotización, que »ahora precisarán únicamente de la aprobación de la CNV2 para entrar a jugar en los mercados. Asimismo, el jefe de la CNV vaticinó que la nueva normativa propiciará »la federalización de crédito».
»La tercera columna –consideró el funcionario– apunta a la regulación de riesgo.» La ley favorece el ingreso de las universidades al universo de la calificación pero »desde una óptica profesional y no sesgada en función de intereses comerciales».
Por último, Vanoli resaltó que la norma establece también la posibilidad de »regular los conglomerados financieros», dijo y señaló que »hasta ahora los reguladores no podían colaborar entre sí y en adelante, el BCRA, la Superintendencia de Seguros, la Unidad de Información Financiera y la CNV van a poder compartir información», celebró.
La nueva norma modifica a la Ley Nº 17.811, vigente desde la dictadura de Juan Carlos Onganía, con fuerte eje en la »autorregulación» de los mercados, y otorga a la CNV las funciones que antes ejercían los privados como las bolsas y los mercados de valores, quienes, por ejemplo, determinaban quiénes podían entrar a cotizar.
El 9 de noviembre, las autoridades de la Bolsa y el Mercado de Valores porteños recibieron en Buenos Aires a sus pares del interior, así como también a las autoridades del Mercado a Término de Buenos Aires (MATBA) y del Mercado a Término de Rosario (ROFEX). En línea con el proyecto de ley, se acordó acompañar la conformación de un mercado de capitales »federal» centrado en la canalización del ahorro »hacia la inversión productiva». Sin embargo, tras la aprobación en Diputados, las partes anunciaron distintos »principios de entendimiento» por separado: desde Mendoza y Buenos Aires llamaron al resto de los miembros del mercado de capitales a acompañar la reforma. Movimientos que generaron suspicacias en torno a los intereses en juego.
La CNV fiscalizará todas las etapas de la oferta pública y la actuación de todas las entidades y personas bajo su ámbito: las emisoras (empresas que cotizan en bolsa); las bolsas (de Buenos Aires; Córdoba; La Rioja; Mendoza; Rosario; Santa Fe; la Bolsa de Comercio Confederada; la Bolsa de Comercio de Bahía Blanca; La Plata; Chaco; Salta; y Tucumán; los mercados (Abierto Electrónico; a Término de Buenos Aires; a Término de Rosario; y de valores de Buenos Aires, Rosario, Córdoba, Mendoza, y El Litoral, así como el Federal de Valores); las cajas y entidades compensadoras (Argentina Clearing; Argenclear; Caja de Valores); las calificadoras de riesgo; los fondos comunes de inversión; y los fondos fiduciarios.
A la par de sus reubicaciones y preacuerdos al calor del debate del proyecto en el Congreso, en el mercado prefirieron el silencio. Una excepción fue la del titular de la Bolsa de Comercio de Bahía Blanca, Carlos Arecco, quién destacó la posibilidad de crear »una bolsa abarcativa nacional, donde confluyan todos los mercados en uno más fuerte, con mayor liquidez, y más transparente», aseguró.
Sobre los intereses creados a partir de la vieja regulación, Arecco admitió en diálogo con este diario que »todos nos movemos por intereses», pero insistió con que los componentes del mercado de capitales están »tras un común denominador para que nuestros intereses fluyan hacia un objetivo común». Por último, Arecco resaltó el nuevo rol del Estado por medio de la CNV: »En todo el mundo, siempre el órgano de contralor es independiente de los sectores de mercado y aquí llegó la hora de cambiar el formato sin tenerle miedo», concluyó.
Otro fue el parecer del titular de la Bolsa de Comercio rosarina, Cristián Amuchástegui, el mes pasado en una charla en la Facultad de Economía de la UBA. Allí, consideró que »se justifica el rol del Estado en la regulación indirecta de los mercados» y »dejando el manejo físico de los negocios internos o de exportación en manos de empresas privadas».
Para Alejandro Vanoli »los actores privados negociarán un tiempo» antes de que se alcance la integración: »Hubo muchos sectores que fueron pro statu quo y por algo los mercados no se integraron y defendieron la autorregulación con uñas y dientes», evaluó el jefe de la CNV.
Según Vanoli, la CNV estará dotada de herramientas y recursos tendientes a la apertura de los mercados a la economía real. En función de esas herramientas »va a crear productos financieros, va a mejorar la reglamentación para generar nuevas alternativas de ahorro, fondos de trabajadores y fondos inmobiliarios, fideicomisos vinculados con la economía real, cosas de las que hay mucha avidez en el mercado», entre otros recursos de ampliación de los mercados.
También gracias a sus nuevas atribuciones, ahora la CNV podrá sancionar a los agentes que incurran en faltas. »Hasta ahora –explicó Vanoli– existía una duplicación porque la CNV y la Bolsa de Comercio hacían un trámite autorizativo que se llamaba cotización. Esa duplicación de funciones que implicaba duplicar costos, entre otros problemas, deja de existir». En el nuevo marco legal las bolsas van a retener algunas funciones tradicionales, pero fundamentalmente tendrán otras, por ejemplo, el rol de »acercar la gente a los mercados, a los inversores y a las empresas» que no están en el mercado de capitales y que pueden ver ahí una alternativa de financiamiento.
»La bolsa tiene un departamento pyme y tiene que aumentar sus esfuerzos en ese sentido», consideró el funcionario. Para Vanoli, »hay un cambio de rol que no va en desmedro de la bolsa ni de sus trabajadores sino en pos de una mayor eficiencia». En el marco de un mercado mayor, vaticinó el funcionario, habrá funciones que hoy no se cumplen y que demandará la participación de todas las instituciones del mercado de capitales aunque »bajo la regulación de la CNV». «

LEÉR MÁS  PEDIDO DE INFORMES AL BANCO CENTRAL SOBRE FUGA DE DINERO

fuerte cruce en
el recinto
La tensión también fue parte de la última sesión del período ordinario en la Cámara de Senadores.
Un duro cruce entre la representante del PJ pampeano, María de los Ángeles Higonet, y Gerardo Morales –que amenazó con reeditar lo sucedido en Diputados en ocasión de que un miembro de la bancada del FPV definiera al socialismo santafesino como »narcosocialismo»– puso un velo de incertidumbre sobre una sesión que se suponía tranquila.
El senador radical utilizó la expresión »meter plomo» para definir el »avance del kirchnerismo sobre la actividad financiera». El guante fue recogido por Higonet, quien increpó duramente al radical por su expresión y recordó que la frase utilizada aduce a »hechos violentos del pasado».
Lo ocurrido despertó el malestar en el recinto ya que desde la bancada radical pidieron una cuestión de privilegio por los agravios. Luis Naidenoff como titular de la bancada expresó: »Hay que ser perverso, mezquino y dañino. ¿Cómo se puede malinterpretar cuando se trata de avanzar y redoblar la apuesta? Me parece un golpe muy bajo de las intenciones de quien conduce la bancada oficial.»
Desde el bloque del Frente para la Victoria, Miguel Ángel Pichetto pidió disculpas por el agravio aunque Higonet aclaró que no forma parte del bloque mayoritario sino del PJ pampeano. Su compañero de banca, Carlos Verna dijo: »Pido disculpas por mí, no por ella, a la UCR y Morales.»
Aunque la sesión continuó, el fantasma de la confrontación no se disolvió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here