El ascendente Barcelona dirigido por Xavi dio la nota y goleó este domingo en el clásico español al Real Madrid, por 4 a 0 en el estadio Santiago Bernabéu, para volver a reinar en el duelo entre gigantes tras un seguidilla de un empate y cinco derrotas a favor de los Merengues en los enfrentamientos precedentes.

El gabonés Pierre Emerick Aubameyang en dos ocasiones (a los 29 y 51minutos), el zaguero uruguayo Ronald Araújo (a los 38) y el español Ferrán Torres (a los 47) marcaron los tantos de la inesperada goleada al líder del certamen.

El Real, sin el francés Karim Benzema (lesionado), héroe en la clasificación a los cuartos de final de la Champions ante el PSG, igual sigue cómodo en la punta con 66 unidades, nueve más que el Sevilla, que no aprovechó la localía y no pasó del 0 a 0 con la Real Sociedad.

Barcelona, por su parte, ascendió al tercer lugar con 54 puntos, los mismos que el Atlético de Madrid de Diego Simeone pero con un partido menos jugado.

Aubameyang, quien llegó al equipo este año desde el Arsenal inglés en condición de libre, fue la gran figura del encuentro: marcó dos goles, dio una asistencia de taco y pudo irse con más festejos si no hubiese fallado dos mano a mano muy claros ante Courtois.

En tanto, quien no se quedó atrás fue el tantas veces discutido Ousmane Dembélé. El francés volvió loco al lateral izquierdo y capitán del Real, Nacho Fernández, y fue el autor de las dos asistencias de gol en la primera parte.

El clásico contó con la particularidad extra de tener a ambos elencos con camiseta alternativa. El equipo del italiano Carlo Ancelotti estrenó una camiseta negra por su 120º aniversario, lo que pareció un presagio de mala suerte en el clásico; mientras que el Barça, que acumula una racha invicta en LaLiga de 13 partidos, con 8 victorias y 5 empates, también presentó una vestimenta poco habitual: a rayas amarillas y rojas, los colores de Cataluña.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here