Reírse más: ¿Por qué nos gusta Capusotto?

Larga vida a Peter Capusotto y sus videos, auguraron miles de televidentes argentinos luego del auspicioso arranque del ciclo creado por la histriónica y exitosa dupla humorística compuesta por Diego Capusotto y Pedro Saborido, que van por su séptima temporada en televisión.

Entre escenarios enclenques que fortalecen la dinámica de una risa generalizada y cócteles filosóficos sin demasiados protocolos, como los que suele emprender con sus intervenciones la genial Violencia Rivas, el programa –que se emite los lunes a las 22.30 por la Televisión Pública– demostró una vez más que el éxito se sustenta en la increíble originalidad de cada uno de los personajes y sketches nuevos de esta flamante temporada, como »El porro me pega mal» y »Robotril», un Robocop en Rivotril.

¿Por qué nos gusta Capusotto? Esa es la cuestión. Sin permisos, sin banderas, sin esquemas rígidos y con muchísima predisposición para la parodia. El estreno del lunes 27 de agosto mostró a Diego Capusotto tirando lujos en su propia cancha sin traicionar la química de su humor. Así lo demuestran los 4,7 puntos de rating promedio obtenidos durante su primera presentación, lo más visto de la TV Pública. Detalles nada despreciables en materia televisiva; mucho más si se tiene en cuenta que el ciclo de sketches compitió cara a cara con parte de Graduados, por Telefé (lo más visto del día), y la nueva ficción de El Trece, Sos mi hombre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here