«Vamos a exigir a las distribuidoras un plan de inversiones que garantice en las áreas de concesión un servicio eficiente y de calidad», señaló Walter Martello, titular  Ente Nacional de Regulación de la Electricidad, al comienzo de la auciencia pública para abordar la segmentación de los usuarios.

El titular del Ente Nacional de Regulación de la Electricidad (ENRE), Walter Martello, adelantó que el organismo exigirá a las empresas Edenor y Edesur un plan de inversión que será auditado desde el organismo, y les advirtió que «no van a obtener la tarifa que piden», sino que «la que los usuarios pueden pagar en el actual contexto social».

«Vamos a exigir a las distribuidoras un plan de inversiones que garantice en las áreas de concesión un servicio eficiente y de calidad», señaló el funcionario en el marco de la audiencia pública que comenzó la mañana de este lunes.

Asimismo, subrayó que a diferencia de las audiencias públicas para discutir tarifas, esta es la primera que tiene en la mesa de discusión la segmentación de los usuarios.

«Resulta bizarro no poder gestionar un negocio en un mercado no competitivo y con usuarios cautivos», señaló Martello para agregar que «si las pésimas calidades de servicio se producirían en un mercado competitivo, el operador del servicio deficiente se quedaría sin ningún cliente».

Martello utilizó la palabra bizarro en referencia a los dichos de un empresario del sector que según publicaciones periodísticas dijo que la regulación argentina era la más «bizarra» del mundo.

«No van a obtener la tarifa que piden, van a obtener la que los usuarios pueden pagar en el actual contexto social», advirtió Martello en su presentación en la audiencia.

Enfatizó que «nuestro interés está en la economía real, en que las tarifas sean asequibles, es decir, que se ubiquen dentro de la verdadera capacidad de pago de los usuarios del servicio, y que abonar dicho servicio no implique un esfuerzo excesivo sobre la economía familiar».

«El Estado no puede ni debe renunciar al poder tarifario», sostuvo el funcionario para mencionar luego que otros países como Brasil, Chile, Colombia, Panamá, Perú y Ecuador, son países cuyas regulaciones incluyen la implementación de subsidios intra-demanda y/o basados en una estratificación socioeconómica.