Increíblemente peligroso: el salto base más impresionante

Fred Fugen y Vince Reffet, dos franceses conocidos como Soul Flyers, lograron lo imposible: saltaron desde 4.000 metros de altura en la montaña Jungfrau, en Suiza, y lograron meterse para el gran final por la puerta de una avioneta

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here