Las redes sociales, ¿adictivas como el tabaco?

Un experimento realizado por la Universidad de Ciencia y Tecnología de Harrisburg, en Pensilvania, ha revelado que estar constantemente conectado a las redes sociales puede incrementar el estrés, deteriorar las relaciones personas e incluso causas trastornos del sueño. Los resultados se han obtenido tras prohibir el uso de Twitter y Facebook durante una semana con el fin de observar cómo afectaba la tecnología a la vida cotidiana de los estudiantes y el profesorado.

Eric Darr, decano de la Facultad, ha asegurado: «Los estudiantes se han dado cuenta de que los medios sociales, especialmente Facebook y la mensajería instantánea, si no se usan de manera apropiada, pueden adueñarse de sus vidas».

LEÉR MÁS  Descubren desde el telescopio en Chile un "gigante cósmico" en su primera juventud"

En concreto, Darr ha ejemplificado esa dependencia en la persona de un alumno que sentía la necesidad de entrar en Facebook 21 horas al día y bloqueaba la entrada de nuevas publicaciones entre las 2 y las 5 de la mañana para dormir un poco. «A mí me suena a adicción», ha manifestado Darr. «La mayoría de los estudiantes se comportaron como los fumadores que se escapan después de clase para fumar». «Querían escabullirse para mirar cosas en sus smartphones».

Menores niveles de estrés
Algunos participantes del experimento descubrieron, sin embargo, que se sentían menos estresados al no contar con la posibilidad de leer constantemente los estados de sus amigos en Facebook y ver qué disponían de más tiempo para hacer otras cosas.

LEÉR MÁS  Cinco consejos imperdibles para que tomes las mejores fotos de arquitectura

El proyecto permitió a todos los miembros de la universidad reflexionar sobre la manera en la que los estos espacios afectaban a sus vidas. «Sólo deteniéndonos y prestando atención podemos entenderlo», dijo Darr. Harrisburg es la primera universidad que dirige un experimento como éste, que probablemente no sería posible realizar en instituciones académicas más grandes y con una infraestructura más compleja, según Darr.

El proyecto ha causado las protestas de algunas personas que enviaron correos electrónicos argumentando que se estaba infringiendo su libertad de expresión. Al parecer, se sentían analizados.

fuente: ABC.es

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here