El gobierno argentino logró abrir el mercado de uvas de mesa frescas de China, en el marco de la XX Reunión de la Comisión Mixta Económica Comercial China-Argentina que se celebró en Pekín.

El entendimiento fue logrado por técnicos del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) y la Administración General de Supervisión de Calidad, Inspección y Cuarentena (AQSIQ).

El ministerio de Agroindustria informó que ”la solicitud de acceso fue presentada en 2012 pero los trabajos técnicos del análisis de riesgo de la fruta argentina se iniciaron concretamente en 2013”.

”Luego del estudio documental, la parte china realizó una visita de inspección en febrero de 2015 y a partir de entonces, comenzaron los intercambios respecto a los requisitos de ingreso propiamente dichos”, añade el comunicado.

El texto indica que ”el Protocolo, de gran interés para la Provincia de San Juan y otras zonas productivas de nuestro país, se firmará en un próximo encuentro de autoridades políticas del Ministerio de Agroindustria y del AQSIQ, con el objetivo de lograr los primeros envíos durante la próxima campaña de exportación que tendrá lugar a partir de enero de 2017”.

Según datos de la Aduana de China, en 2015 ese país importó 216.000 toneladas de uvas de mesa por 586 millones de dólares y sus principales proveedores en volumen fueron Chile (42 por ciento), Perú (34), Estados Unidos (10) y Australia (7).

Durante 2015, la Argentina exportó 13.012 toneladas de uvas frescas y Rusia fue el principal destino de exportación (32), seguido por Brasil (27), Holanda (17) y Bolivia (5), entre otros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here