Discrepancias entre gendarmes y sus superiores respecto de cuerpos “flotando” o personas “nadando” surgen de pericias realizadas a los celulares de personal afectado al desalojo sobre la ruta 40 en el que desapareció Santiago Maldonado, según publicó el diario Clarín.

“Está claro que nadie se llevó a nadie, había gente a su cargo que le habría pegado piedrazos a alguno que quedó flotando en el río y los compañeros lo sacaron”, manifestó un superior de Gendarmería en diálogo telefónico con un gendarme, según las escuchas publcadas.

El mensaje fue enviado vía whatsapp por un jerárquico agendado como “Comandante” al gendarme Daniel Gómez una semana después del desalojo y cuando ya se investigaba la desaparición de Maldonado.

Por su parte Gómez respondió que vio “a tres personas nadando, pero a nadie flotando”, de acuerdo a lo publicado hoy por el diario Clarín.

Los investigadores interpretan que la referencia a “compañeros” hace alusión a integrantes de la comunidad mapuche que habrían rescatado a las personas que cruzaron el río a nado.

Más noticias: Guaymallén: atropelló, mató y quiso fugarse

Alrededor de 70 teléfonos celulares pertenecientes al grupo de gendarmes que participaron del desalojo del primero de agosto en Chubut están siendo analizados por personal especializado.

Otra de las escuchas, conocidas en el día de ayer, señala que mediante mensaje enviado a un superior otro gendarmes señaló “le dimos corchazos para que tengan”, en referencia a una agresión con disparos de armas de fuego sobre los manifestantes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here