El trabajo es parte de una campaña, lanzada por el gobierno británico en más de 50 países, con el objetivo de promover la implementación de medidas para detener el calentamiento global en la próxima Conferencia sobre el Cambio Climático de la ONU, que se realizará en diciembre en Copenhague, Dinamarca.

 

El trabajo fue presentado por el ministro británico de Energía y Cambio Climático, Ed Miliband, y su par de Relaciones Exteriores, David Miliband.

Notas relacionadas

{loadposition user11}

 

En un mapa se detallan las consecuencias de un significativo aumento de la temperatura y sus efectos ambientales, económicos y sociales. Advierte, por ejemplo, que la suba del nivel del mar dejaría en riesgo de inundaciones a 150 millones de personas. Y que la merma en la producción agrícola empujaría al hambre a cientos de millones de personas.

LEÉR MÁS  Hinchas argentinos despidieron a los jugadores con escupidas e insultos

 

La embajadora británica en la Argentina, Shan Morgan, explicó que ”un aumento de 4º C será desastroso para América del Sur. Grandes extensiones de tierra del Amazonas se perderán debido a las sequías y a los incontrolables incendios forestales. Los cultivos de maíz y trigo se reducirán en un 40%. También los glaciares de muchas regiones de América del Sur desaparecerán, generando un impacto sustancial sobre la disponibilidad del agua”.

LEÉR MÁS  ¿Una vendetta de Israel?

 

Según explicaron las fuentes de la embajada, el trabajo tomó datos de estudios previos, en los que ya se había comprobado que la temperatura del planeta sufrirá un aumento de 2º C. Esto sucedería entre los años 2050 y 2100. Una suba de 4º C en ese mismo período sería posible, según los científicos que elaboraron el mapa, ”si las emisiones siguen subiendo”, indicó Clarín.

LEÉR MÁS  Hinchas argentinos despidieron a los jugadores con escupidas e insultos

 

En Copenhague, Gran Bretaña presentará un documento exigiendo que los países desarrollados se comprometan a reducir en un 80% la emisión de gases para el año 2050, un objetivo al que el gobierno británico ya ha suscripto.

 

Para cumplir esta meta, propone instrumentar normas basadas en el uso eficiente de la energía, la utilización de fuentes renovables y la reducción de la deforestación. Además, pedirá financiamiento para que los países en vías de desarrollo inicien planes de reducción de emisiones.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here