Se analizó la situación actual de la producción en la provincia

 

Legisladores integrantes de la Comisión de Economía de la Cámara Baja se reunieron con Cristian Correa, Presidente del Instituto de Desarrollo Rural y con Marcos Scipioni, Director de Agricultura y Contingencias Climáticas, para analizar la situación actual de la producción en cada uno de los oasis provinciales.

Durante la reunión se abordaron diversos temas relacionados a la producción, explayándose los funcionarios en las consultas que los diputados realizaron.

Apoyados en material gráfico actualizado a fines de mayo del corriente año y al referirse a la cantidad de hectáreas bajo riego en la provincia, Correa sostuvo que son 303.000 frente a las casi 318.000 que se encuentran con algún tipo de producción. La diferencia entre ellas puede originarse en que muchas han sido abandonadas, no cultivadas o no declaradas actualmente con sus producciones.

De acuerdo al relevo de datos que se presentó, indicó el funcionario que el peso relativo por oasis en el total provincial por cultivo (casi 318.000 hectáreas) las que pertenecen al oasis Centro representan un 18%, las del Este un 31%, las del Norte 28% y las del Sur 23%. De todas ellas también se desprende que los principales cultivos son los referidos a la vitivinicultura (alrededor del 50%), seguidos por la ciruela, el olivo, el durazno y en menor medida por el ajo, el tomate y el zapallo.

En este sentido manifestó Correa que “Mendoza tiene una matriz productiva diversificada pero con mucha intervención de la vitivinicultura” por lo que se debe discutir en la provincia cuál será el futuro de los demás cultivos ya que, según su óptica, el desarrollo vitivinícola “ha llegado a su techo” lo que implica sólo sostener los avances y el desarrollo, además de contar con organizaciones específicas dedicadas a su realidad.

Para el caso de la protección antigranizo en Mendoza, indicaron los funcionarios que se encuentran registradas 27.734 hectáreas bajo tela y representan casi el 9% de la superficie total. Sobre este temamanifestaron que se está haciendo un trabajo muy importante para que los productores tomen conciencia de la necesidad de contar con la tela, tomando los créditos y financiamiento y entendiendo que desde la cartera todos los años se anticipa una afectación de 20.000 hectáreas provinciales aunque sin poder anticipar de manera precisa la zona específica a afectar.

Reflexionaron los funcionarios ponderando la aprobación de las normas referidas a la obligatoriedad de los aportes de los productores al Fondo Solidario Agrícola, para poder paliar situaciones de emergencia, pero entendiendo que no se puede contener a un productor que pasa 5 años consecutivos en esta situación, por lo que se busca contar con datos referidos a la probabilidad de granizo en ciertas zonas de la provincia, la factibilidad en el desarrollo de los cultivos, la posible afectación por parte de las heladas y demás.

LEÉR MÁS  Carlos, el chico que hizo su CV a mano porque no tiene plata y conmovió al país

En este orden remarcaron el trabajo que se hace con mediciones de un granizómetro que tiene acumulados datos de hace 5 años a la fecha y que es uno de los más avanzados en Latinoamérica ya que las informaciones sistematizadas le permiten a los funcionarios y a los productores trabajar de manera conjunta con datos imprescindibles para el desarrollo de los cultivos.

Asimismo, desde el Ministerio de Agroindustria y sus dependencias se plantea la necesidad de actualizarse tecnológicamente para tener datos precisos de cada cultivo, su evolución y los posibles problemas a enfrentar. Es por ello que se busca financiar sistemas de fotografía aérea (por las mallas antigranizo, riego, etcétera) más la posibilidad de llevar adelante un censo, en 2015, fundamentalmente sobre lo hortícola, y poder contar con un mapa exhaustivo de la matriz de producción de la provincia, los obstáculos, las falencias y las necesidades de cada sector, apoyados en datos fehacientes de la realidad.

LEÉR MÁS  Así será el paro del martes, sector por sector

Al día de hoy, la cartera y sus dependencias cuentan con datos referidos a los cultivos, contingencias climáticas y demás, y cualquier interesado puede analizarlos a través de las publicaciones en el sitio web.

Por otra parte, Correa se refirió al avance de los emprendimientos inmobiliarios sobre áreas de cultivo en Mendoza. Reconoció el funcionario que está sucediendo esto en la provincia pero aclaró que las zonas de cultivo también se extienden y con prácticas nuevas.

Remarcó Correa que están arribando a la provincia diferentes inversiones que no están dedicadas al cultivo de la vid y obteniendo muy buenos resultados, en esto, puso el ejemplo del récord obtenido por Mendoza sobre la producción de maíz bajo riego como también las plantaciones de granadas en Jocolí (para exportación) o almendros (capitales españoles) en San Martín aunque afectados éstos por las heladas pasadas por todos conocidas.

Para el caso del riego, se indicó que en la provincia el 59% de los frutales se realiza por surco, siendo todavía pequeño el porcentaje que tecnificó sus sistemas.

Finalmente se refirieron al relevo de datos en función de la relación entre los productores y las superficies. Sobre esto se expresó que el 43% de productores posee de 0 a 5 hectáreas, el 22% de 5.01 a 10, el 15% de 10.01 a 20, el 12% de 20.01 a 50, y el 8% más de 50.01 hectáreas; siendo evidente que la propiedad de la tierra es también uno de los factores de posibles inconvenientes sociales y laborales.

También se analizó en la mesa algunos factores relacionados al empleo rural y la modalidad de trabajo no permanente. Del mismo modo, los funcionarios y los legisladores indicaron que se volverán a reunir para trabajar sobre las temáticas abordadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here