Las primeras recomendaciones se refieren al cuidado de los ojos, que no deben ser protegidos con lentes de sol, si no con protección lateral. “Si ha estado expuesto a la ceniza y presenta sensación de cuerpo extraño en sus ojos, lave con abundante agua. Es preferible utilizar agua potable y hervida”, continúa el comunicado. “No utilice colirios o gotas oftálmicas. Si la sensación de cuerpo extraño persiste luego del lavado es necesario la atención médica”, agrega.

Una de las advertencias más severas es a los usuarios de lentes de contacto, ya que “pueden introducirse partículas de cenizas entre la lente y la córnea causando lesiones particularmente severas y que representan mayor riesgo de infecciones”. Por esta razón, recomendaron “no usar lentes de contacto de ningún tipo mientras haya ceniza en el ambiente”.

LEÉR MÁS  Sanjuanina prostituía y abusaba sexualmente de sus 3 hijos

Los alérgicos también son un grupo especialmente vulnerable al contacto con la ceniza volcánica, y tienen “mayor probabilidad de desarrollar dermatitis de los párpados. En caso de presentar picazón excesiva, molestias con la luz o lagrimeo, deben consultar al oftalmólogo”.

Cualquier contacto con la ceniza puede ser nocivo, por lo que también se indicó que hay que cubrir el cuero cabelludo con un sombrero o un pañuelo, y usar prendas que cubran la mayor parte del cuerpo posible. “Si la piel se ha impregnado de ceniza, quítese la ropa y lávese con abundante agua. Si presenta ardor o enrojecimiento de la piel, consulte con el médico”, advirtieron desde Salud.

LEÉR MÁS  La carta viral del padre de uno de los tripulantes del submarino desaparecido

Finalmente, el ministerio recomendó qué medidas tomar para proteger el aparato respiratorio, que corre especial riesgo debido a que “los volcanes despiden gases como vapor de agua y dióxido de carbono”.

“La mejor protección es permanecer en ambientes cubiertos. Para disminuir el ingreso de ceniza a través de pequeñas aberturas o por los marcos de puertas y ventanas, verifique que están cerradas y coloque trapo húmedo”, remarcaron.

LEÉR MÁS  Los obispos ‘villeros’ del Papa Francisco

De todas maneras, comentaron que “a gran distancia los gases se diluyen en el aire y dejan de ser perjudiciales, no llega a considerarse una preocupación de salud pública generalizada para toda la población en riesgo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here