La líder de la Tupac Amaru, Milagro Sala, fue beneficiada esta mañana con la prisión domiciliaria, en cumplimiento de la cautelar de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que había reclamado un cambio en la detención de la dirigente opositora. En tanto, la defensa de la legisladora electa del Parlasur reclamó al juez Gastón Mercau que “se realice en el día de hoy” el traslado.

LEÉR MÁS  Renunció un funcionario del ejecutivo por "falta de trasparencia"

El magistrado resolvió otorgarle la prisión domiciliaria a Sala en un inmueble del departamento jujeño de El Carmen, aunque los abogados que patrocinan a la detenida manifestaron que esa propiedad “fue construida no como vivienda sino para desarrollar allí un centro de rehabilitación de adicciones que finalmente no se pudo concretar” y afirmaron que tras la detención “el lugar fue saqueado”.

LEÉR MÁS  Un traficante mendocino que vendía armas por Facebook terminó tras las rejas

De esta manera, Mercau dio cumplimiento a la cautelar de la CIDH, que a fines de julio pasado había reclamado un cambio en las condiciones de detención de Sala por considerar que se encontraba “en una situación de gravedad y urgencia toda vez que sus derechos a la vida e integridad personal enfrentan un riesgo de daño irreparable”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here