Mendoza, la segunda provincia donde más crecieron los incidentes viales

Las estadísticas de la Superintendencia de Seguros de la Nación muestran a nuestra provincia con un incremento interanual de casi 24%.

La cantidad de siniestros viales no para de crecer. Las fiestas de fin de año suelen ser un momento crítico en lo referido a siniestros viales. De hecho, sólo durante la mañana de Navidad hubo dos espectaculares accidentes en el Gran Mendoza, que dejaron cuatro heridos. Además, se labraron más de 500 actas por infracciones viales y se retuvieron unas 60 licencias de conducir (además de motos y autos) entre el lunes y martes.

Teniendo en cuenta la gran cantidad de automovilistas que salen a las calles durante Nochebuena, Navidad, el 31 de diciembre y el 1 de enero; durante esta época se refuerzan también los controles camineros en las calles y rutas.

Sin embargo, los crecientes controles y la mayor presencia de agentes parecen seguir siendo insuficientes.

Es que según las cifras de la Superintendencia de Seguros de la Nación, entre 2016 y 2017 –los últimos dos años con registros finales ya procesados– creció 23,8% la cantidad de siniestros reportados en Mendoza. Además, en cuanto a variación, la nuestra es la segunda provincia del país que más creció en ese lapso (sólo superada por La Pampa, donde el incremento entre 2016 y 2017 llegó a 29,5%). Mientras que en 2016 hubo reportes por 72.818 episodios, el año pasado la cifra llegó a 90.155.

Las razones
“Una de las cosas que más puede haber incidido en ese crecimiento es el cambio de la ley de Tránsito en Mendoza, que trasladó el control a cada Municipalidad. Ya hay un gran problema en esa situación, porque no existe una uniformidad de criterios para aplicar la ley. A eso se suma que no existe una verdadera educación vial con los controles, y hoy todo lo que se hace es apuntando más a una actividad recaudatoria que a prevención”, sintetizó el vicepresidente de la Asociación de Productores Asesores de Seguro de Cuyo, Edgardo Juschniuk.

Por su parte, el jefe de la Policía Vial de Mendoza, Ernesto Gómez indicó que esas cifras son propias de las compañías, y aclaró que son diversos los actores que intervienen. “Cuando estamos ante accidentes con lesionados, intervienen las oficinas fiscales y cuando son sin lesionados, intervienen directamente los municipios. Pero hay que tener en cuenta que muchos de los accidentes que se denuncias en los municipios son por toques entre autos u otros hechos leves. Y se hace para que pueda intervenir la compañía aseguradora”, indicó Gómez. El funcionario destacó que no todos los siniestros registrados por la Superintendencia son similares entre sí.

LEÉR MÁS  Extinción de dominio: Cornejo apuntó contra ex funcionarios del PJ y pidió "que sea ley"

Datos llamativos
En todo el país, durante el 2016 las compañías aseguradoras reportaron 2.006.492 siniestros. En 2017, en tanto, la cantidad de hechos llegó a 2.171.101; significando un incremento de 8,2% entre año y año.

El aumento a nivel nacional estuvo muy por debajo del 23,8% mencionado al que llegó Mendoza; y también del 29,5% de La Pampa. En esa provincia, de 10.587 siniestros (2016) pasaron a 13.715 (2017).

Otro dato llamativo del informe nacional es que los siniestros reportados y con intervención en países limítrofes subieron casi 40% en el mismo lapso. Es que mientras que en 2016 hubo 3.82 intervenciones, el año pasado llegó a 5.411. En este grupo, los mendocinos que viajan periódicamente a Chile en sus vehículos particulares tienen una marcada presencia.

El informe está basado en los datos aportados por 14 compañías de seguro con sede y jurisdicción en todas las provincias del país.

Prevención vs. recaudación
“No tener una política de Estado uniforme lleva a que no haya tampoco unidad en las estadísticas e intervención”, sintetizó Juschniuk. El productor y asesor de seguros insistió en que los gobiernos están más preocupados por la recaudación que por la educación, y puso como ejemplo las cuestionadas foto multas en la Ruta 7 a la altura de San Martín y a la mujer jubilada a la que le pusieron una multa económica por circular en bicicleta sin casco, “cuando la Municipalidad de Mendoza alquila bicicletas a la gente y no incluyen cascos”, se quejó.

“Falta educación. Muchas veces a la gente le molesta más hacer un trabajo comunitario que pagar una multa, por lo que no pensar sólo en recaudar. El problema es que cuando hablan de seguridad vial, lo hacen como tema de campaña. Pero no piensan en la constancia y en la gestión en el tiempo, por ejemplo”, agregó.

LEÉR MÁS  Unas 250 personas, drones y GPS en la búsqueda del nene de 5 años perdido en San Juan

Por su parte, Omar Pérez –de la ONG Compromiso Vial– también se refirió a lo difícil que se hace el día a día por momentos para este tipo de entidades. “Aún estamos esperando que se anuncie el registro de antecedentes de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, que va a permitir una base de datos nacional.

A las asociaciones se nos caen un poco los brazos también”, indicó Pérez; y también insistió en la necesidad de empezar a trabajar en educación vial en las escuelas. “Es difícil trabajar en el mundo político. Mientras tanto, seguimos con muertos en la montaña o con los nenes de la Costanera, por ejemplo”, sintetizó.

Por su parte, el jefe de la Policía Vial de Mendoza destacó que año a año se ha ido bajando el número de fallecidos en accidentes de tránsito y viales. “Si Dios quiere, este año lo vamos a terminar con menos de 30 muertos”, resumió.

El “factor negligencia”
Para el jefe de Siniestros de una importante compañía de seguros en Mendoza, la alta siniestralidad tiene mucho que ver con la negligencia. “Uno de los factores puede ser la mayor cantidad de licencias entregadas por primera vez, directamente vinculada al aumento de la densidad poblacional”, destacó y puntualizó que los conductores de entre 20 y 30 años casi siempre son quienes protagonizan accidentes.

“Por otro lado los autos modernos levantan velocidades altas y con mucha facilidad. El problema entonces es al frenar sin contar con la distancia y el tiempo necesario. Por último, el flagelo del alcohol y otras drogas colabora muchísimo para que un accidente se produzca”, agregó.

Al igual que varios de sus colegas, consideró que los controles de tránsito no se hacen a conciencia ya que solo buscan recaudar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here