El Concejo Deliberante de Luján aprobó una polémica ordenanza por la cual ordena que se tomen todas las medidas necesarias para detectar si los funcionarios municipales tienen alguna adicción. La intención, según la norma, es que Luján sea un municipio “libre de consumos problemáticos”. Aunque no se entra en detalles sí se le pide al municipio que tome todas las medidas necesarias para detectar si los funcionarios tienen una adicción. Eso puede incluir desde análisis, test psicolígicos y hasta rinoscopías.

LEÉR MÁS  Misterio por la muerte de una joven en su departamento céntrico

Pero además esos análisis serían trimestrales. “Créese en el ámbito de la Municipalidad de Luján de Cuyo el programa “Decisiones Libres” para la detección temprana de Consumos problemáticos, así como su tratamiento y contención. El mismo tiene por objetivo efectuar controles trimestrales por parte de profesionales idóneos en salud laboral, del estado físico, emocional y mental del personal de Mayor Jerarquía en la Municipalidad de Lujan de Cuyo”, ordena la norma.

LEÉR MÁS  Las mejores golosinas para el invierno

Ahora, si el intendente Carlos López Puelles la promulga, la Municipalidad debe implementarlo.

El autor del proyecto es el presidente del Concejo Deliberante, Eduardo Pérez. “Los puestos jerárquicos necesitan de personas que puedan tomar decisiones sin estar afectados por estos consumos problemáticos. En caso contrario, estaríamos ante personas que de cierta manera tienen afectados la posibilidad de tomar decisiones eficaces para el correcto funcionamiento de la Administración Pública”, dijo el funcionario según un comunicado de prensa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here