Gremios pedirán 35% de aumento en paritarias

Francisco Pérez Osán para VoxPopuli

Nadie duda de que las paritarias de este año serán duras, y los gremios más grandes adelantaron que los pedidos salariales no bajarán del 35 por ciento.

El domingo, el flamante ministro de Trabajo, Justicia y Gobierno Rodolfo Lafalla adelantó que el aumento conseguido por la policía, que llevó el sueldo mínimo de un agente a 8500 pesos, no sería el parámetro para otorgar las subas salariales para los demás gremios.

Los sindicatos parecen estar de acuerdo. Representantes de Ampros y ATE indicaron que su planteo salarial no tendrá que ver con lo alcanzado por la policía o por otros gremios. Ambas organizaciones explicaron además que, principalmente por la inflación del año pasado, buscarán aumentos del 35 por ciento.

Desde ATE, el secretario gremial, Roberto Macho, explicó que debido a la inflación del 2013, junto a la que se viene este año, los sueldos se licuarán rápidamente, por lo que es necesario un aumento sustancial en los sueldos, que se pedirá en las paritarias que comienzan a mediados de febrero.

LEÉR MÁS  Por intensas nevadas, cerraron el Paso a Chile

Además, indicó que también se buscará una equiparación en los diferentes básicos que su gremio maneja actualmente. Macho señaló que mientras un municipal tiene un mínimo de 2500 pesos, un trabajador de la salud nucleado en ATE percibe uno de 4500.

Según dijo a Vox Populi, aún no existe un plan de contingencia por si el gobierno no acepta el planteo inicial, aunque adelantó que si “el Gobierno no pone la plata donde la tiene que poner, obliga al trabajador a salir a protestar”.

La situación en Ampros es similar. Isabel Del Pópolo, titular del gremio, adelantó que, si bien aún no se organizan las asambleas para fijar el pedido que se le realizará al Ejecutivo, se espera que también sea del 35 por ciento.

LEÉR MÁS  Un hombre fue detenido con 15 kilogramos de marihuana en la Terminal

Mientras tanto, desde el SUTE harán hincapié en otros aspectos además de la suba salarial. Adrián Mateluna ya había adelantado en diciembre que el reclamo por el estado de las escuelas, la falta de jornadas de capacitación y la poca participación que el Gobierno le da a ese sindicato en la toma de decisiones serán parte de la negociación.

En esa oportunidad también había dicho que el inicio de clases, planteado para el 26 de febrero, ya estaba “amenazado”.

Justamente ayer asumió su cargo quien será el encargado de tratar con los gremios. El nuevo subsecretario de Trabajo, Rubén Boris, tendrá una misión muy clara: evitar que las negociaciones no se transformen en un nuevo problema para el Gobierno de Francisco Pérez.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here