Nueve años después de que la publicación sueca Teknikens Värld denunciara que la Toyota Hilux tenía tendencia al vuelco, la nueva generación de la pick-up que se vende en ese mercado volvió a fallar en la llamada “Prueba del Alce”.
Se trata de una maniobra extrema de evasión, donde se simula la situación de tener que esquivar a un animal que se cruza en la ruta, de manera imprevista.
La prueba se realizó a una velocidad de 56 km/h y con el ESP activado. En el video difundido se ve cómo la pick-up despega dos ruedas del suelo. El conductor tiene que corregir rápidamente la dirección para evitar un vuelco.
En el mismo video se aprecia que otras pick-ups realizan la misma maniobra, incluso a mayor velocidad, pero sin ese comportamiento.
El ensayo se realizó con una carga de 834 kilos.
El importador de Toyota en Suecia se defendió: “Basados en todos los tests realizados durante el desarrollo, estamos convencidos de que la Toyota Hilux es un vehículo seguro”.

LEÉR MÁS  Explotó una camioneta en cercanías del Congreso de la Nación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here