El PJ, el kirchnerismo y el massismo buscan afianzar sus espacios

Las diferentes vertientes del peronismo de la Cámara de Diputados buscarán la próxima semana afianzar cada uno de sus espacios o concretar alianzas superadoras de cara a la nueva composición parlamentaria que se hará efectiva el próximo 10 de diciembre.

El Frente para la Victoria-PJ, el Frente Renovador y el PJ orgánico referenciado en los gobernadores son los tres espacios mayoritarios que buscan traccionar para sí a los legisladores peronistas electos en octubre.

En el Frente para la Victoria la definición de quien ejercerá la presidencia del bloque será clave para poder determinar con cuántos integrantes quedará compuesta la bancada.
Para reemplazar a Héctor Recalde se mencionan los nombres del ex jefe de bloque Agustín Rossi y del camporista Axel Kicillof; aunque fuentes cercanas a ese espacio no descartaron la posibilidad de que sea un diputado referenciado en algún gobernador peronista.
Esta última variante serviría para contener a diputados que pertenecen a provincias gobernadas por el PJ, y que no tienen mucha simpatía con ‘La Cámpora’, sector que con más de 25 representantes posee un importante poderío en el bloque FPV-PJ.
Esos diputados de provincias peronistas (como sanjuaninos, formoseños, catamarqueños o tucumanos) buscan poner a uno de los suyos a cargo del bloque, aunque no descartan la opción intermedia de aceptar a Rossi. El santafesino evitaría que se alejen del bloque y serviría como contrapeso con los camporistas y los al menos 15 que se referencian en el liderazgo de la ex presidenta Cristina Kirchner.

LEÉR MÁS  Mario Vilurón, el mendocino que cautivó al país: “La Voz me dio mucho trabajo”

Ante este escenario, en las últimas horas cobró fuerza la posibilidad de que se conforme un triunvirato integrado por un camporista, un peronista opositor en su distrito y un diputado de una provincia gobernada por el PJ.

Este formato fue utilizado en 2005, cuando el kirchnerismo logró hacer pie en el bloque PJ de la Cámara baja e implementó una conducción colegiada para reemplazar al entonces duhaldista José Díaz Bancalari.
Si el FPV-PJ logra un conducción que contenga a la mayoría de los nuevos integrantes peronistas de la Cámara podría tener entre 60 y 65 integrantes, lo que lo ratificaría como principal bloque opositor.

Desde el bloque Justicialista confían en que algunos diputados peronistas no irán al FPV-PJ y se sumarán a su bancada, que pasará de sus actuales 17 diputados a 25 propios. Para ello confían en que peronistas pampeanos, jujeños, salteños, enterrianos, riojanos, mendocinos y algunos bonaerenses confluirán en la bancada que pasaría a llamarse “Peronismo Federal”.
El bloque sería conducido por el salteño Pablo Kosiner, y buscaría trabajar bajo formato de interbloque con los cinco diputados que responden al gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, y con los 4 del oficialismo misionero. Así llegarían a un interbloque de 34 diputados que, especulan, podría ampliarse a 40 con el acercamiento de los cuatro del Movimiento Evita y de alguno de los legisladores de monobloques.
Desde el massismo, en tanto, mantienen hermetismo sobre los pasos a seguir, pese a que la heterogeneidad de sus integrantes le da expectativa a otros bloques sobre la posibilidad de que se produzca una división.
Por lo pronto son 17 sus integrantes y cuentan como aliados a un representante del gobierno de Chubut y a dos moyanistas; en tanto que no se resignan a perder a los cinco de Unión por Córdoba y al del Movimiento Popular Neuquino, hasta hoy integrantes del interbloque UNA.
Pese a las diferencias, desde el bloque Justicialista y desde el Frente Renovador, no descartan la posibilidad de que antes de tener que presentar formalmente la conformación de los espacios puedan llegar a concretar el armado de un gran interbloque que los contenga a todos y que margine al kirchnerismo.
El poderío de cada interbloque es clave al momento de negociar lugares en las comisiones, en la distribución de autoridades de la Cámara y en la representación parlamentaria en la AGN o en el Consejo de la Magistratura, por ejemplo.Igualmente, en la mejor de las posibilidades, el peronismo está lejos de alcanzar al interbloque Cambiemos, que con sus 109 integrantes se consolidará como primera minoría de la Cámara.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here