Previo a la final del Champions Trophy, que se disputó en Mendoza el pasado 7 de diciembre, la mejor jugadora de hockey de todos los tiempos, la argentina Luciana Aymar, junto a la capitana australiana, Casey Eastham y el director mundial de Scholas designado por el Papa Francisco, José María del Corral, llevaron a cabo una plantación simbólica del olivo de la paz.

En este acto, presenciado por miles de espectadores presentes en el Estadio Mendocino de Hockey, se unió el deporte y la educación, tal como lo hiciera Lionel Messi y otros 500 deportistas de todas las religiones del mundo, llevando un mensaje de paz.

LEÉR MÁS  Quisieron hacer un asado y prendieron fuego la casa

Desde el Ministerio de Deportes, se eligió un lugar representativo para seguir para pregonando este mensaje entre los deportistas. Por eso, la planta bendecida por el Papa Francisco fue llevada a tierra y ya crece en el ingreso a la pista de atletismo, que utilizan los deportistas locales, como los visitantes que participan de diferentes competencias.

LEÉR MÁS  Explotó una camioneta en cercanías del Congreso de la Nación

En aquella oportunidad, el director de Scholas fue recibido por el gobernador Francisco Pérez, la titular de la Dirección General de Escuelas, María Inés Abrile de Vollmer y el ministro de Deportes, Marcelo Locamuz. En la reunión conversaron acerca de la importancia de la educación, la cultura y el deporte para lograr el encuentro y un mundo en paz; y también dialogaron acerca de la implementación del programa Scholas Ciudadanía en las escuelas de la provincia. Además, Del Corral fue invitado a plantar el olivo de la paz en el marco de la Fiesta de la Vendimia, durante marzo próximo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here