El Fiscal Carlos Torres cambió la calificación del expediente. Ahora Alejandro Verdenelli fue imputado por “homicidio simple con dolo eventual”.

La Justicia confirmó que Alejandro Verdenelli, el empresario que atropelló y mató con su auto Porsche Cayenne al joven Alan Villouta de 20 años en el Acceso Sur, iba alcoholizado y a una alta velocidad.

De esta manera el expediente cambió su calificación y Verdenelli pasó a estar imputado por “homicidio simple con dolo eventual”. Este delito prevé una pena de 8 a 25 años de cárcel.

El Fiscal Carlos Torres encontró pruebas suficientes que determinaron el estado en el que se encontraba el conductor en el momento del accidente fatal. El GPS del automóvil de alta gama aportó datos determinantes que complicaron a Verdenelli. El dispositivo tecnológico y otros indicios importantes, le posibilitaron al Magistrado cambiar la imputación del empresario.

Además, el video de las cámaras de seguridad de la casa de Verdenelli, demostró que el hombre llegó a su domicilio en un estado de ebriedad notorio la madrugada del accidente.

En las próximas horas Verdenelli podría ir a la cárcel. El Fiscal entiende que el conductor pudo imaginar instantes antes del accidente el daño que podía ocasionar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here