Un médico de origen hindú y residencia en Estados Unidos acaba de inaugurar una bodega en la llamada ”Villa de los enólogos”, en The Vines of Mendoza, denominada Corazón del Sol. Cuenta con la asesoría técnica del reconocido enólogo Santiago Achaval, y se destaca por una variedad -además del Malbec- el ‘Grenache’, o más conocido como Garnacha que le dará una característica distintiva a sus vinos. La inversión supera un millón de dólares.

El doctor Madaiah Revana es un prestigioso cardiólogo y cirujano nacido en India que ejerce su profesión en Texas, en la Humble Cardiology Associates, Kingwood Medical Center y Memorial Hermann Northeast Hospital.

Su éxito profesional se tradujo en un buen pasar económico y su pasión por el vino lo impulsó a invertir en el sector vitivinícola, a punto tal que Corazón del Sol es su tercer bodega, pues ya posee otros dos establecimientos en su país de residencia: el primero en Napa Valley (Revana) y luego abrió otra en Oregon (Alexana).

LEÉR MÁS  ¿Vas a Chile? Cuáles son los requisitos para viajar sin problemas

Esta bodega boutique actualmente posee una capacidad vínica de unos 110 mil litros. La gerencia operativa está a cargo de Carolina Fuller (quien viene de Bodega Tapiz y anteriormente de Salentein), mientras Santiago Achaval le pone su impronta a los vinos. El afamado enólogo ha sido reconocido por la revista Wine Spectator y Wine Advocate de Robert Parker como uno de los principales winemakers del mundo y uno de los líderes de la industria del vino argentino, a partir de los vinos que produce en su bodega, Achaval-Ferrer.

Corazón del Sol tiene en su portfolio algo para diferenciarse bien del resto, ya que a sus dos Malbecs (100% varietal) -2012 Malbec Gran Reserva y 2013 Malbec Premium- le agregan un Blend -2012 Soleado Gran Corte- compuesto por 47% Malbec, 26.5% Cabernet Franc, 20% Merlot, y 6.5% Cabernet Sauvignon, pero sobre todo su nave insignia será el 2012 Luminoso G.S.M., un trivarietal compuesto por Grenache (garnacha), Syrah, y Mourvedre (33% de cada uno) estibado durante 24 meses en barricas de roble francés, creando un vino elegante, especiado, sedoso, pero de gran textura.

LEÉR MÁS  Recomendaciones en caso de lluvias y tormentas fuertes

El Dr. Revana diálogo con Ecocuyo.

-¿Cómo fue su inserción en el mundo del vino?

– Yo soy un cardiólogo, así que siempre dije que el vino es bueno para el corazón. En 1996 fui a la Toscana y me enamoré de todo su paisaje y allí dije ¿porque no tener mi propio viñedo y mi propia bodega?. En el 97 voy a Napa y me enamoro de todo el mundo del vino, y compré 11 acres y construyo una bodega que es la que se llama Revana. Después viajando me voy hasta Oregón enamoró de Willamette Valley y del Pinot Noir. Y ahí compró 80 acres y construyó mi otra bodega, que se llama Alexandra.

-¿Y cómo decidió instalarse en Valle de Uco?

-Llegué paseando a Mendoza y al Valle de Uco, y lo conozco a Michael Evans y a Pablo Gimenez Rilli y me entusiasmé con lo maravilloso de la montaña y del paisaje, y dije ¿Por qué no invertir en este proyecto? En de Vines of Mendoza, y ya lo conocía a Santiago Achával. Entonces sí o sí quería que él fuera mi enólogo. Y esa es una de las razones por la cual estoy acá.

LEÉR MÁS  Vacaciones: Chile exige para circular en auto un seguro de USD 11

-¿Se han cumplido sus expectativas aquí en Mendoza?

-Mis expectativas han sido sobrepasadas por el entorno, por todo el lugar, me encanta venir acá. Somos una bodega con líneas muy simples, muy práctica, con el nivel de vinos que yo quiero asociar a la familia Revana Wines, que son todos vinos de alta gama, y nos incorporamos a ese porfolio con estos excelentes vinos del Valle de Uco.

-¿Cuál es su mensaje?

-Los vinos no son buenos solamente para el corazón…sino también para el alma.

Fuente: EcoCuyo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here