Duelo con final cerrado entre una Ferrari y una ambulancia

Si nos preguntaran quién gana una carrera entre una Ferrari y una ambulancia, la respuesta es obvia, el vehículo del Maranello. Claro que depende también de qué tipo de vehículos se trata. Pero en este caso no debería haber sorpresas ya que fue entre una 488 GTB y una Renault Master con un motor turbodiésel original, sin modificaciones. Y la cita fue en un circuito de competición, así que no debería haber ningún motivo para dudar de la victoria del producto del cavallino. Pero, ¿Quién conducía cada vehículo?

El duelo tuvo como protagonistas a Alex Knapton, chofer de ambulancias, y a Sebastian Vettel, piloto de Fórmula 1 en la Scudería Ferrari. Pero para este desafío intercambiaron los roles. Y el resultado fue sorprendente. La prueba consistió en circular por un trazado en el que además se colocaron distintos obstáculos.

LEÉR MÁS  Un mendocino dijo que le robaron el auto en la Oktoberfest pero olvidó donde lo había dejado

Los 670 caballos del motor central de la Ferrari iniciaron la competencia, bajo el mando de Knapton, quien marcó un registro de 2:17:00 para completar el recorrido. Luego fue el turno del cuatro veces campeón del mundo, que exprimió los 118 caballos de la ambulancia para hacer la vuelta en 02:10.48. Lo que demuestra que más importante que tener mucha potencia es saber conducir. Y que en caso de una emergencia, lo ideal sería que el chofer de la ambulancia fuese Sebastian Vettel.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here