Desde el aire se percibe grandes espejos lacunares plateados perturbadores. Son casi 500.000 hectáreas inundadas de General Villegas que serán declaradas en emergencia agropecuaria por las pérdidas de cosecha de trigo, cientos de cabezas de ganado de cría y comercios en situación de desastre económico.
El avistaje es con el dron que sobrevuela la zona encharcada. Este mediodía, el ministro de Agroindustria bonaerense, Leonardo Sar- quís, repasará esos mismos datos en helicóptero.
Abajo, está el drama: la red de caminos rurales de 3.400 kilómetros está prácticamente inutilizada.
Tiene un agravante porque en diciembre, de persistir el cuadro, la maquinaria tampoco podrá entrar a los campos que se salvaron para recoger la cosecha.
Además, el torrente barrió la ruta 33, a la altura del kilómetro 483, entre las localidades de Piedritas y Cañada Seca, que además une el corredor productivo de Bahía Blanca y de Rosario.
Es prematuro para un detalle de las pérdidas. Deberán medirse en millones de pesos. El alerta de chacareros quebrados partió esta semana de la Federación Agraria Argentina (FAA) cuando el coordinador de Buenos Aires, Jorge Solmi, reclamó ”asistencia inmediata” a Nación y Provincia.
”Hay productores chicos que van a desaparecer”, explicó entonces.
La ayuda llegará por etapas.
Hoy, Sarquis con funcionarios del Bapro, ARBA, del ministerio de Infraestructura y entidades representativas del sector agroindustrial, declararán la emergencia agropecuaria en esta zona del noroeste, que incluye a Carlos Tejedor y partidos vecinos.
Los anuncios todavía son formales: el Bapro otorgará a los productores rurales créditos especiales y otros beneficios para hacer frente a los daños provocados por la crecida.
También las autoridades bonaerenses anuncian créditos del CFI (Consejo Federal de Inversiones) por cien millones de pesos (mil créditos de cien mil pesos cada uno) para los damnificados.
Y ARBA prorrogará el vencimiento y el pago de impuestos que operen durante el período de vigencia del estado de emergencia agropecuaria y exención total o parcial en el caso de declaración de desastre agropecuario.
También hace siete días, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), habilitó el movimiento de hacienda en pie con vacunación en destino, para acelerar la evacuación de ganado.
La circular involucró a Villegas, Carlos Tejedor, Florentino Ameghino, y Rivadavia. La inundación es provocada por los 300 milímetros de lluvia del último mes en el noroeste.
Y por el caudal aguas arriba del Río V que desemboca en la pradera pampeana.
La llanura bonaerense es una platea plana con suave declive que impide el escurrimiento rápido hacia el atlántico. Funciona por sistema de rebalse de lagunas encadenadas.
Florentino Ameghino ya advertía, a fines del siglo 19, sobre ”Las secas e inundaciones en la provincia de Buenos Aires”.
Experimentaron con bombas holandesas (las trajo Eduardo Duhalde) para desaguar excedentes. En décadas se anunciaron varios proyectos de saneamiento de la cuenca del Río Salado. Hace poco, la gobernadora Vidal comprometió el suyo.
Ayer a la zona de la inundación fueron enviados siete camiones, bombas hidráulicas, cuadrillas y un vehículo unimog para el auxilio de personas afectadas por las crecidas en zonas rurales, se informó. w
Los alcances
La emergencia agropecuaria abarca a los damnificados por las inundaciones en los partidos de General Villegas y Carlos Tejedor, en el noroeste del territorio bonaerense.
En base a la iniciativa, ”el Banco Provincia otorgará a los productores rurales créditos especiales y otros beneficios para hacer frente a los daños provocados por la crecida y se otorgarán créditos del CFI (Consejo Federal de Inversiones) por 100 millones de pesos (1.000 créditos de 100.000 pesos cada uno) para los damnificados”. En el orden impositivo, ”se prorroga el vencimiento y el pago de impuestos”.
Desolación. Un camión recorre la ruta 226 en el partido de General Villegas al norte de la provincia de Buenos Aires. Hubo rutas destruídas por las lluvias como la 33.
LEÉR MÁS  Alerta en Mendoza por lluvias y tormentas intensas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here