La empresa hidromecánica mendocina IME S.A.C.I. ganó dos licitaciones para construir los componentes de la obra hidroeléctrica más grande de El Salvador llamada El Chaparral, que comienza este mes y finalizará en el 2018, con una inversión de más de 290 millones de dólares.

La obra que encarará la empresa local representa un 15% de El Chaparral y reactivará la actividad de IME, generando nuevos puestos de trabajo en nuestra Provincia después de una importante merma que sufrió desde mediados del 2015, cuando finalizaron la obra Los Caracoles y Punta Negra en la vecina provincia de San Juan y la situación del país paralizó a las nuevas inversiones.

Como lamentan sus directivos, a finales del 2015 debieron despedir a 40 de sus 100 empleados, pero pudo encarar este nuevo proyecto internacional gracias al apoyo que le brindó el Gobierno de Mendoza a través de Cuyo Aval y el Fondo para la Transformación y el Crecimiento, así como del Banco Nación. Pero además fue esencial el apoyo de sus proveedores, también pymes mendocinas, y del personal de IME.

“Fue una gran preocupación para nosotros” relata Mario Esnal, dueño y gerente general de IME, “como a todas las pymes, que vivimos el día a día, esta merma de trabajo a partir de mediados del 2015 nos preocupó mucho, ya que para una empresa como la nuestra, para poder ser sostenible en el tiempo, debe hacer inversiones, sobre todo en tecnología, renovando máquinas, ampliando la capacidad de producción, instalando nuevos equipamientos y capacitando al personal”. Todo eso se vio en peligro en el segundo semestre del año pasado.

LEÉR MÁS  Por irregularidades en su gestión, multan al ex intendente de Santa Rosa

Ahora aseguran que podrán volver a contratar a personal calificado en Mendoza y tener trabajo asegurado hasta el 2018.

El primer contacto con El Salvador fue en diciembre, la adjudicación la primera licitación fue en enero y la firma del contrato a principios de febrero. “Buscamos socios para que nos acompañaran en esta obra y Cartellone, al tener experiencias en El Salvador y en varios países de la región, se interesó a pesar de ser una obra pequeña para esta gran empresa mendocina” cuenta Esnal.

Relacionado con el primer contrato, se realizó una segunda licitación en la misma obra y, en esta oportunidad, IME ganó el concurso junto a Cartellone en una UTE (Unión Transitoria de Empresas).

IME tiene la capacidad de diseñar y realizar la ingeniería de los componentes hidromecánicos de las dos obras de El Chaparral. En el primer contrato se encargará de la fabricación de una tubería forzada para la conducción metálica que llevará el agua desde el embalse a la central para alimentar a las turbinas, así como sus componentes: órganos de cierres y regulación de caudales, compuertas, rejas, ataguías, válvulas, etc.

“El segundo contrato es sobre la misma presa hidroeléctrica y completaría el 100% de los componentes hidromecánicos de la presa como puedes ser revestimientos metalmecánico, las compuertas, los órganos de cierre o control de caudales” explica el gerente de la empresa local.

LEÉR MÁS  Un alvearense entre la tripulación del submarino perdido

La ingeniería es 100% de IME. Un 80% de la provisión se fabricará en Mendoza y se exportará a El Salvador y se transportará en contenedores hasta Valparaíso y desde ahí vía marítima hasta El Salvador por el Pacífico. El resto de los componentes se fabricará en obra, por lo cual comenzaron con la instalación de un taller metalmecánico en El Chaparral.

La dirección y supervisión también es de IME, a través de su personal de Mendoza, mientras que los operarios y algunos servicios serán de El Salvador, acompañados por personal de Cartellone.

“El poseer diseño e ingeniería propia, es una ventaja comparativa importante, pero fundamentalmente es nuestro esfuerzo, las ganas de seguir haciendo, de participar en desafíos cada vez más importantes” concluye Esnal.

Sobre IME

IME es una empresa metalmecánica mendocina especializada en hidromecánica, que inició sus actividades en 1983, realizan mantenimiento industria además de poseer la capacidad productiva para diseñar y realizar la ingeniería de los componentes.

Está ubicada en la calle Independencia al 504 de Godoy Cruz, cuenta con 60 empleados y es una de las empresas más activas en la cámara de empresas metalúrgicas ASINMET.

En los últimos 13 años IME ha realizado obras en las presas hidroeléctricas Los Caracoles y Punta Negra, ambas en San Juan; en el programa de de presas hidráulicas para regulación de ríos sin generación de energía de San Luis una presa hidroeléctrica en El Saladillo, también en San Luis, la cual todavía esta en fabricación y cuenta con tres microturbinas de 500 kw cada una; en 4 estaciones de bombeo y obras de contención en la provincia de Chaco para regular las crecidas del Paraná en la ciudad de Resistencia; en El Bolsón, la presa de agua y de contención de crecidas en Catamarca, casi en el límite con Santiago del Estero; y en el entubamiento del arroyo Maldonado, en la Ciudad de Buenos Aires.

LEÉR MÁS  Le robaron el perro a una proteccionista y se lo devolvieron muerto

“Paradójicamente los trabajos más grandes han estado afuera de la Provincia. En Mendoza, excepto en la presa Potrerillos, en los últimos 15 años no ha habido ningún tipo de instalación hidroeléctrica, la anterior había sido Nihuil 4, en 1996 que estuvo a cargo de nuestra empresa” explica Mario Esnal.

El antecedente internacional de la empresa fue la construcción en el 2013-2014 de compuertas radiales de un canal de riego, con una capacidad de 100 metros cúbicos por segundo que se usa para riego, sobre el lago Yaciretá, en Paraguay.

El Sistema de Gestión de Calidad, acorde a la norma ISO 9001, actúa como columna vertebral para el desarrollo y fortalecimiento de todos los sectores de IME.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here