Se trata de una política de Estado que regirá por las próximas tres décadas la proyección y límites de la expansión económica, las comunicaciones y el hábitat de la provincia.

Después de múltiples colaboraciones de organismos científicos, aportes de asociaciones civiles y el patrocinio de los últimos dos gobiernos, el Plan Provincial de Ordenamiento Territorial finalmente fue convertido en ley tras la aprobación de la Cámara de Diputados.

El proyecto incluye la división de la provincia en nodos económicos, sociales y culturales, que favorecerán el crecimiento armónico de los departamentos a través de una serie de proyectos y programas. El mismo, contará con un financiamiento permanente, producto de la afectación de impuestos.

Se trata de una de las políticas de Estado más importante de los últimos tiempos, ya que establece objetivos medibles a corto, mediano y largo plazo, con una extensión de 30 años. “Contempla tanto lo urbano, como lo rural, lo natural, las interfaces y otras áreas destinadas a: servicios especializados, actividades extractivas, exploratorias, industriales, turísticas, patrimoniales, culturales, etc.; tratando de armonizar el interés público y privado, como también las competencias entre nación-provincia y municipio”, según consta en el documento.

LEÉR MÁS  Cayó el delincuente más peligroso de Las Heras

El diputado radical Gustavo Villegas aseguró al respecto que se trata “una ley maestra” que “parte de un diagnóstico real de la situación actual y lo proyecta hacia la Mendoza que deseamos”. “Esta ley se puede comparar con una receta de cocina, ya que aquí se contienen los ingredientes para que Mendoza crezca de manera unificada”, comparó.

LEÉR MÁS  Desde el miercoles rige la nueva Ley de Seguridad vial

El proyecto, que ya había obtenido media sanción en el Senado, contó además con el apoyo de la línea directiva del bloque justicialista en Diputados. Su presidente, Javier Cofano, aseguró que se trata de “un plan ambicioso”, aunque lamentó que “quizá algunos de sus objetivos nunca lleguen a cumplirse”.

Por su parte el aliado del oficialismo, el diputado demócrata Marcos Niven, pidió que “esta ley no se analice con ejemplos específicos sino que debe ser pensada únicamente como lineamientos generales que permitan llevarlos a políticas operativas”. “Es una ley perfectible”, adelantó.

LEÉR MÁS  Un bebé mendocino de 5 meses falleció en un vuelco en San Juan

Sin embargo, hubo dos sectores que claramente casi no encontraron puntos a favor en el plan. El ejemplo más contundente fue el apuntado por los diputados justicialistas disidentes encabezados por Jorge Tanús, Omar Parisi y Lucas Ilardo. Quiénes tras un análisis extenso -pero no en profundidad-, de los lineamientos principales, remarcaron errores de técnica legislativa en el texto sujeto a votación y criticaron las consideraciones tenidas en cuenta para diseñar los nodos productivos.

Por su parte, el diputado de izquierda Héctor Fresina, también destacó la “debilidad” del plan, ya que “muchos de los lineamientos, sobre todo los relacionados a la construcción de barrios, puede ser exceptuada por los intendentes a través de ordenanzas y resoluciones municipales”, remarcó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here