Piden aumentar el control por el mal servicio de los celulares

Por Matías Carretero para VP

La Secretaría de Comunicaciones de la Nación busca implementar una nueva reglamentación del servicio de telefonía celular. La intención es intermediar entre los usuarios y las operadoras y mejorar la regulación del Estado.

Esta área del Ejecutivo dio a conocer una propuesta que modificaría las condiciones con las que las empresas prestadoras deben ofrecer su servicio a los usuarios y abrió un período de consulta sobre ésta, con la intención de arribar a un texto definitivo. El borrador tiene 82 artículos, casi el doble de los que integran el Reglamento de Clientes en vigor, que data de abril de 1997.

En Mendoza, la ONG local Protectora ya le presentó a esta Secretaría su propia propuesta con relación a este tema. “La iniciativa tiene como base la experiencia que tenemos en la provincia en dar respuestas a los innumerables reclamos de los usuarios en todos estos años. Hay que tener en cuenta que las mismas dan un servicio deficiente a los usuarios, tarifas discriminatorias en cuanto a los segmentos sociales de menores recursos (prepago) y en los centros suburbanos y rurales, alejados de la Capital”, advierte a nuestro medio el abogado Mario Vadillo, uno de los representantes de la entidad.

El especialista dice que Protectora modificó o agregó observaciones en la mitad de los artículos de este trabajo. “En cuanto al prepago, actualmente ocurre que si uno no recarga o compra una tarjeta en 30 días el crédito se vence. Con este borrador presentado el crédito de las recargas que se llevan cabo de esta manera deberá tener una vigencia no inferior a los seis meses. Nuestra Asociación entiende que no existe justificación técnica o comercial, para dar una vigencia temporal a un servicio comprado por adelantado, salvo que este se discontinúe. En caso de finalización de un contrato, el operador estará obligado a devolver al usuario el crédito no utilizado”, comenta.

Reclamos

Para Vadillo, un importante porcentaje de quejas proviene del funcionamiento que tienen de Internet en los equipos de los clientes. “Las quejas están relacionadas porque el servicio no tiene alcance, es muy lento, les venden una velocidad determinada y es de menor capacidad. En los celulares no hay información correcta respecto a cómo son los planes: el usuario tiene serios problemas, asevera.

Otro punto que es motivo permanente de quejas es poder dar de baja una línea. “Si uno decidió terminar con una línea celular de telefonía no existe impedimento legal para no poder hacerlo. Existe una práctica abusiva e ilegal de evitar realizar este trámite y cobrar multas”, argumentan desde la ONG.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here