El hecho se registró en una finca de Montecaseros. Dos individuos intentaron entrar a la fuerza y uno de ellos fue herido por las víctimas, que se defendieron con un cuchillo. Luego, el propietario de la casa fue herido de un balazo y terminó hospitalizado.

Un hombre fue baleado la madrugada de este domingo al resistirse a un entradera en su casa de Montecaseros, San Martín. El inquilino forcejeó con uno de los malvivientes, que fue acuchillado por su esposa en un intento por defenderse. Ante la imposibilidad de realizar el atraco, los delincuentes dispararon contra la puerta del domicilio y la bala impactó en el cuerpo de la víctima. No hay detenidos por el caso.

Todo comenzó minutos después de la 1 en una casa de la finca Escudero, ubicada en el kilómetro 8 del carril Montecaseros. Alli, residen Roxana Carian Coria (37) y Jorge Nicolás Balmascola (40), una pareja de obreros rurales oriundos de La Rioja, detallaron fuentes del caso.

A la citada hora, mientras los residentes dormían, un sujeto encapuchado irrumpió en la propiedad tras romper uno de los ingresos. En ese momento, Balmascola sintió un ruido y se levantó de la cama para saber de qué se trataba.

Al llegar a la puerta, observó al sospechoso intentando violentar la puerta de la casa. Sin pensarlo, el hombre se enfrentó con el malviviente y comenzaron a forcejear.

El enfrentamiento provocó que la mujer de Balmascola también se despertará y cuando vio a su esposo en problemas, tomó un cuchillo y atacó al maleante, produciendole un corte en la cara interna de la muñeca, explicaron.

La pareja ingresó a la vivienda y cerró la puerta para protegerse. Pero, herido, el asaltante comenzó a patear la puerta en compañía de otro individuo con capucha que arribó al lugar.

Tras algunos segundo, los malvivientes dejaron de golpear la puerta y las víctimas pensaron que ya estaban a salvo. Sin embargo, se oyó una detonación, una bala atravesó una puerta y terminó por impactar en la humanidad del trabajador rural, según consta en la denuncia.

Bajo una tremenda desesperación, la mujer dio aviso a la línea de emergencia 911. Minutos después, una ambulancia se hizo presente en la finca y trasladó a Balmascola al Hospital Perrupato. Allí, el hombre fue asistido por un médico de guardia por la herida de arma de fuego que presentaba en el hombre izquierdo, cerca de la axila.

Pese a que quedó fuera de peligro, la víctima debió quedar internada en en observaciones del nosocomio sanmartiniano. El caso es investigado por la Unidad Fiscal San Martín – La Colonia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here