Investigan si una policía mató a su novio y se suicidó en Santa Rosa

Los cuerpos fueron encontrados por la madre del aspirante a cadete de la Fuerza. Creen que su pareja le disparó y luego se quitó la vida.

La escena que encontró la madre de Ángel Julio Alaniz Montenegro al ingresar al quiosco que tenía en Santa Rosa fue tremenda. Su hijo yacía sin vida en el piso y con heridas. La novia de él estaba en la misma vivienda y también estaba muerta. Los investigadores creen que la mujer, auxiliar de la Policía, le disparó a su pareja y luego se quitó la vida.

El caso conmocionó a todo el Este provincial en la tarde de ayer. Alrededor de las 13.30, la madre del joven asesinado llegó a la vivienda ubicada en calle Alejo Mallea al 80, cerca de calle 29 de Octubre de Santa Rosa, en una zona ganada por construcciones bajas y viñas.

Alaniz tenía 28 años y era aspirante a cadete del Instituto Universitario de Seguridad Pública (IUSP). Su novia era la auxiliar Jimena Belén Rosales Giménez (25), quien prestaba servicios en la Policía Vial en San Martín, según informó el Ministerio de Seguridad.

El joven tenía un quiosco que funcionaba en la misma vivienda en la que fueron encontrados los cuerpos. De acuerdo a las primeras informaciones, y siguiendo la hipótesis más fuerte con que cuentan los pesquisas, Rosales le disparó dos veces a Alaniz y lo mató. Fuentes vinculadas a la causa indicaron a Los Andes que el muchacho tenía una herida por arma de fuego en el abdomen y otra en la cabeza.

LEÉR MÁS  San Martín: así atraparon al hombre acusado de violar a una joven a días de ser liberado

Todo indica que, tras cometer el crimen, la auxiliar tomó su arma, se la llevó a la cabeza y se disparó, quitándose la vida al instante. La uniformada había salido de guardia esa mañana horas antes del hecho.

¿Celos como móvil?
Una de las líneas investigativas que se manejan es la posibilidad de un drama pasional como móvil del crimen. Según trascendió, Rosales se enteró de que Alaniz tenía intenciones o había vuelto a verse con una ex novia. Ello habría motivado una discusión que terminó de la peor manera. “Fue por despecho de la auxiliar”, se limitó a decir una fuente que prefirió el anonimato.

Las peleas y discusiones de pareja eran frecuentes entre ambos, según señalaron allegados. Incluso solían protagonizar peleas en público.

El trabajo de los peritos de Policía Científica permitirá determinar la mecánica de los hechos y corroborar si se trató de un homicidio seguido de suicidio, como informó el propio Ministerio de Seguridad. La instrucción de la investigación quedó en manos de la fiscal departamental Mariana Cahiza.

LEÉR MÁS  San Martín: Denunció que fue violada y sospechan de un abusador recién liberado

Hijo y sobrino de efectivos
Ángel Julio Alaniz era hijo de un efectivo de Infantería y sobrino de un sargento ya retirado. El joven de 28 años pretendía seguir los pasos de su padre y del hermano de éste por lo que ingresó al IUSP.

Al parecer, allí conoció a Rosales, cuando ambos cursaban. Algunos recuerdan haber presenciado discusiones entre ambos en esas aulas.

Pero Alaniz nunca llegó a graduarse. Según trascendió, el joven fue dado de baja casi al final del cursado en la escuela de policías.

Perfiles
Ángel Julio Alaniz de 28 años de edad. Aspirante a cadete en el IUSP. La víctima tenía un quiosco en la casa donde fue hallado muerto.

Jimena Belén Rosales de 25 años de edad. Auxiliar de la fuerza trabajaba en Policía Vial. La joven de 25 años había salido de guardia horas antes del hecho.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here