En Alvear la fruta se queda en las plantas por falta de rentabilidad

Cambió el Gobierno en Alvear, la Provincia y el País y la cosa sigue igual. O peor. Nada cambió para el productor. O sí: le aumentaron en dólares los agroquímicos. Y ni hablar del combustible, canon de riego y todos sus costos. Lo único que sigue bajando es el precio del producto.

Nada cambió en Alvear. El chacarero está peor. Cada día está peor. Hoy nadie protesta o insinúa un mínimo reclamo para subsidiar el kilo de damasco, durazno o pera. Nada. Todo es silencio. Hasta las reuniones desaparecieron.

El kilo de damasco se paga, en el mejor de los casos, 1.80 el kilo. Cosecharlo sale 2.10 o 2.20. O sea, el productor tiene que poner entre 30 y 40 cvs por kilo para levantar su propia materia prima.

Insólito. Nada cambió. Todo sigue igual o peor. Se prometió una “juguera” para procesar alimentos que se pierden. Y todo se fue en promesas. A dos años de gestión. A tres años de la promesa virtuosa.. nada de nada.

El agricultor está decepcionado. Triste. Mira impávido como es lo mismo que hiele  o soñar con cosechar. Nada cambió. Mira sin ver. Fija la mirada en el horizonte esperando por un mesíanico salvador que no aparece. Y cuándo baja la mirada el suelo se come el sueño de su producto. Así de crudo. Así de real.

LEÉR MÁS  Le robaron el auto a un policía en el Parque San Martín

Desaparecieron hasta los créditos para los pequeños productores. Esos que en Alvear van desde las 3 a 5 o 6 has. Los mas chicos. Nadie los respalda. Ni siquiera con una voz de aliento. Como también se mentía antes.

El industrial que logra sobrevivir a los tarifazos de gas y electricidad abre sus puertas en el secadero pero recibe “sin precio”. Y el generador del producto lo lleva “soñando” con ganas 10, 20 o 30 cvs por kilo. Sólo quedará en eso: un sueño.

El damasco y el durazno para industria no llega a los dos pesos. Lo que sale cosecha y acarreo.

Politicamente nada se hizo. Se mira para el costado esperando que pase lo mas rápido posible la temporada para “capear” el temporal. En campaña aseguraba Marcolini que “el Estado tiene que ser politicamente fuerte para apoyar al agro con fuertes decisiones que permitan conseguir mercados controlando toda la cadena porque gana mas cualquier integrante del eslabón que el productor primario”. Y..?

LEÉR MÁS  En una semana robaron 3 veces en un jardín de infantes de Guaymallén

En Alvear. En San Rafael. En Mendoza.. todos se quejan. Los números no cierran. La historia está escrita para que desaparezca el agro en la cuenca del Atuel y se “acepte la minería” que contamina ríos y destroza el medio ambiente. Como en San Juan.

El agro, que representa el 3 % del PBI de Mendoza, no está en la mesa de prioridades de Marcolini. Mucho menos de Cornejo. Pero no entienden que el agro genera una enorme contención social.

Lo que llama también la atención es que nadie protesta. Nadie insulta. Nadie panfletea. Nadie hace asambleas en una ruta o arma un simple reunión. Como pasaba antes, cuando tiraban damasco frente a los industriales para que se subsidie el producto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here