El ex D2 se convirtió en un homenaje a la recuperación de la memoria, la verdad y la justicia

Con presencia de funcionarios del gobierno provincial, nacional, organismos de derechos humanos y Madres de Plaza de Mayo, se inauguró el monumento que identifica al ex D2 como lugar donde funcionó el más importante Centro de Detención Clandestino durante la última dictadura militar. Está en la equina de Peltier y Belgrano de la Ciudad de Mendoza.

El monumento consta de tres pilares de hormigón de tres metros de altura que llevan al frente la inscripción Memoria, Verdad y Justicia. Están unidos en la parte inferior por una viga con un texto que dispone: ”Aquí funcionó el Centro Clandestino de Detención D2 durante la dictadura militar que asaltó los poderes del Estado entre el 24 de marzo de 1976 y el 10 de diciembre de 1983. Nunca más golpe y terrorismo de Estado”.

Fue diseñada por el Equipo de Voluntariado Proyecto de Recuperación de la Memoria ESMA y Campo de Mayo integrada por docentes y estudiantes de la Facultad de Arquitectura Diseño y Urbanismo y FLyL UBA que dirige el arquitecto Marcelo Castillo, director de Derechos Humanos – SEU – FADU.

En representación de los organismos de derechos humanos, tomó la palabra Fernando Rule, víctima de la represión y preso en el D2: ”Hasta ayer este lugar era secreto, clandestino, innombrable y sólo algunos entendidos hablaban de la existencia del D2. De algún modo muchos sabían y otros no querían saber. Es un día para celebrar porque hoy la sociedad, y en representación de ella el Estado, erige un monumento recordatorio repudiando, celebrando, y conmemorando. Los que pudimos sobrevivir soñábamos con hacer algo así, hoy es una realidad gracias a muchas personas y también a la audacia de muchos dirigentes políticos a cuya cabeza estuvo Néstor Kirchner y hoy está Cristina Fernández de Kirchner”.

LEÉR MÁS  Buscan a una conductora que atropelló y abandonó a una nena en Godoy Cruz

Por su parte la subsecretaria de Derechos Humanos, María José Ubaladni, agradeció en primer lugar el gran esfuerzo y compromiso con el que trabajaron los responsables de la construcción del monumento, quienes estuvieron ultimando detalles hasta las últimas horas del pasado viernes. Además se refirió a la importancia de mantener viva la memoria colectiva: ”Esta es una fecha que siempre vamos a recordar como la historia más dolorosa, sangrienta y vergonzosa de la historia argentina. Aún hoy a 37 años tenemos que sostener el camino que nos permita una memoria colectiva. Esto es lo que estamos haciendo con estas señalizaciones, con la colocación de placas conmemorativas o con la creación de monumentos. Estamos convencidos que son elementos simbólicos fundamentales para mantener viva esa memoria colectiva”.

LEÉR MÁS  Fue absuelto el policía enjuiciado por matar a un joven en San Martín

Cerrando el acto el ministro de Desarrollo Social y Derechos Humanos, Guillermo Elizalde, destacó: ”Estamos en el marco de una política reparatoria Iniciada por el gobierno nacional y que acompañamos desde la provincia y que busca recuperar la historia de 30 mil militantes. Estamos marcando un hito que es señalizar un lugar donde funcionó el centro clandestino de detención más importante de la provincia de Mendoza. Entendemos que no podemos construir la Argentina del presente y el futuro si no recuperamos la memoria. La memoria en un doble sentido: la memoria como acto de reparación de las víctimas que sufrieron la tortura de la dictadura tan atroz que tuvo la argentina y la memoria como acto de transmisión para que nuestros chicos aprendan sobre lo que sucedió en el país hace un ya casi 4 décadas”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here