El ciclo lectivo 2016 será más exigente en las escuelas

Tras su designación en la Legislatura como nuevo director general de Escuelas, Jaime Correas introducirá cambios en la enseñanza pública a partir del ciclo lectivo 2016, enfocados en el respeto de las normas de convivencia y contenidos más claros y precisos. El plan definitivo será dado a conocer primero a los supervisores en febrero e incluye un “reordenamiento de roles y responsabilidades tanto dentro del aula como fuera de ella”.

Para realizar esta transformación, Correas recurrió a la colaboración de Gustavo Iaies, un especialista en políticas educativas, que había sido propuesto para ministro nacional por el ex candidato presidencial Sergio Massa. Autor de “Volver a enseñar: padres y maestros ante un desafío urgente”, este destacado pensador trabajará junto a las autoridades mendocinas para aplicar sus recomendaciones en las escuelas de la provincia.

Iaies comentó que “el cambio –visible en ciclo lectivo próximo–, tiene que ver con volver a aclarar qué hace la escuela, cuál es el rol de los adultos, quién es la autoridad y en qué tienen que trabajar los chicos”. Para recuperar la autoridad, Correas insistirá con el sistema piramidal clásico, donde las políticas aplicadas por el docente en el aula cuenten con el respaldo de las autoridades inmediatas, y éstas a su vez por supervisores y funcionarios.

El pensador justifica esta postura en que “en los últimos años se ha visto es un cuestionamiento muy fuerte a las normas de la escuela y todo lo que tiene que ver con ellas. Los padres no saben a qué atenerse y la a sensación es que necesitamos volver a darles un orden a los chicos”.

Como insistió el gobernador Alfredo Cornejo durante su discurso de asunción, la DGE pondrá un énfasis especial en el seguimiento de la actividad docente. “Cuando uno lee los estudios, los jóvenes están pidiendo que haya profesores que sepan, que estén presentes, que exijan”, dice Iaies, en concordancia con el plan de Correas de incluir estándares de calidad en las próximas paritarias de febrero.

Para recuperar el “orden”, la disciplina dentro y fuera del salón de clases será una cuestión fundamental. “Estamos trabajando en replantear niveles y estándares. Qué es lo que debe hacer una escuela, cuáles deberán ser sus normas, como hay que trabajar, y reordenar al sistema para éste sea el centro”, dice el especialista y añade que “en la escuela no se puede hacer cualquier cosa, sino que hay un orden a seguir”.

En su extensa bibliografía, Iaies destaca la importancia de la participación de los padres en el proceso de enseñanza, aunque desde una posición muy específica. “Tenemos que mirar qué necesitamos que los padres hagan junto con la escuela y ordenar este cambio en la DGE. Los padres deben estar tranquilos de que envían a sus hijos a escuelas donde está claro qué es lo que se puede y qué no”, refuerza.

Fuente: Vox

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here