Desde hace unos días la comunidad de Malargüe se ve conmovida por la situación que vivió María Fernanda, una niña con síndrome de down. Su madre, Raquel Martínez, habló sobre la denuncia que le efectuó a la iglesia Nuestra Señora del Rosario, donde aseguró que no le permitían tomar la comunión a su hija por “no tener las condiciones”.

En principio, Raquel detalló lo sucedido con su hija y contó: “María Fernanda fue a una catequista particular para poder hace la comunión como corresponde. Hace 3 meses el cura de la comunidad, Padre Luis, me preguntó si me gustaría que una maestra matriculada de la Iglesia le diera algunas clases de apoyo para que ella supiera mejor y estuviera mejor preparada, a lo cual yo accedí”. Posteriormente, continuó: “El viernes a las 21.30 teníamos una reunión para que nos indicaran cómo iba a ser todo, pero a las 21 me llamó y me dijo que necesitaba hablar conmigo. Luego de darme un montón de vueltas, me dijo que mi hija no estaba preparada para recibir la primera comunión, porque no tiene los conocimientos para recibir el sacramento”.

LEÉR MÁS  "Este año la Argentina va a volver a crecer"

La madre de María Fernanda aseguró que la negativa de darle la comunión “fue una decisión tomada unilateralmente por el cura”. “Ni la catequista, ni el resto de la Iglesia tenían conocimiento de este decreto”, señaló. En este sentido, los padres de la menor piden que la Iglesia se ponga firme y sancione al cura, a quien acusan de “tener una visión de vida discriminadora y racista”.

LEÉR MÁS  Murió un andinista subiendo el Cerro Aconcagua

“Donde yo más necesitaba que la aceptaran, me la rechazaron. Mi intención no es que le tengan pena. Nosotros somos una familia cristiana, y queríamos que ella recibiera a Dios y que estuviera incluida en todo lo que es referido a la Iglesia”, expresó la madre.
Respecto al comunicado que emitió la iglesia luego de la denuncia, donde niegan haber excluido a la niña y aceptan darle el sacramento, Raquel manifestó: “Lo sacan porque en cuestión de horas fue un gran revuelo. El mismo día muchísima prensa estaba en la puerta de mi casa. Si ellos, como dicen, tenían toda la intención de que María Fernanda tomará la comunión, ¿porqué unas horas antes me habían dicho que no podía hacerlo?”, agregó.

LEÉR MÁS  Se aproxima una semana cargada de tormentas

Por último, Martínez aseguró: “A esto no se lo perdono. Pero ahora lo importante es que mi hija viva todo esto porque se lo merece. En el transcurso de la semana veremos que hacemos, pero ella va a tomar la comunión, donde sea, pero la va a tomar”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here