La votación fue nominal y se probó de la siguiente manera 24 votos por la afirmativa, de los bloques de la UCR, PD y PRO, 22 por la negativa FPV y FIT, una abstención del diputado Guillermo Pereyra (Frente Renovador) y una ausente la diputada justicialista Silvia Ramos.

La norma establece que se ampliará a todos los docentes que estén en cambio de funciones por razones de salud, a aquellos con enfermedades terminales seguirán percibiendo el adicional salarial, aún cuando por razones de salud vinculadas a su dolencia excedan el límite de días previstos y los que tengan licencias especiales.

Desde el bloque oficialista, la diputada  Beatriz Varela (UCR) sostuvo que “el Gobierno de  Mendoza encuentra en la prestación del Servicio Educativo uno de los pilares fundamentales para el crecimiento y el desarrollo de las personas y la comunidad, habiendo emprendido la ejecución de políticas que tienden a la mejora paulatina en la calidad, eficacia y eficiencia educativa”.

Asimismo desde la bancada oficialista destacaron que la implementación de dicho estímulo ha significado reducción del 32%, si se compara dicho fenómeno en cantidad de agentes, entre los meses de marzo a junio del 2015 respecto del 2016. A la vez, se produjo una reducción promedio del 42% de días de licencias usufructuadas en igual periodo; también  se observó una mejora sustancial del presentismo de los alumnos, llegando a un 92% en el nivel primario y del 86% en el nivel secundario.

Desde el bloque justicialista, los diputados Lucas Ilardo y Leonardo Gioacomelli, mantuvieron su postura en relación a la primera sesión donde se aprobó el ítem aula en la que votaron por la negativa. Señalaron que en este Decreto de ampliación se trato de rectificar los errores cometidos la primera vez  incorporando a docentes que realmente no están en condiciones físicas y/o psíquicas de estar frente el aula, pero que no entienden por qué razón  esta extensión no es retroactiva.

Ambos legisladores coincidieron en destacar que “las rectificaciones han sido favorables” pero subrayaron que “las paritarias deben respetarse y los acuerdos  realizarse entre las partes involucradas”.

En tanto desde el FIT, los diputados Lautaro Giménez, Cecilia Soria, Macarena Escudero y Héctor Fresina  exigieron que “cese la campaña de desprestigio a los docentes “y pidieron  que “se reabra la discusión paritaria”.

Según manifestaron “el ítem aula va en contra de los trabajadores docentes “y que  “constituye un castigo para los docentes que se encuentran afectados por enfermedades profesionales propias de su actividad y que en muchos casos no cubren las ART”.

El diputado por el Frente Renovador Guillermo Pereyra se abstuvo de votar el Decreto de ampliación de ítem aula y dijo “no estar de acuerdo con que el salario este atado al presentismo”.

El bloque demócrata representado por Marcos Niven aclaró que su partido  mantuvo una reunión con gobernador Alfredo Cornejo “quien se comprometió a evaluar el ítem aula y rever y corregir si fuera necesario. Entendemos que esta ampliación forma parte de ese acuerdo por lo que votaremos por la afirmativa”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here