Cortes en la ruta, micros en la terminal de ómnibus que no saben cuándo podrán salir y cientos de pasajeros que hacen días esperan, son algunas de las consecuencias por la incertidumbre que hay sobre el paso internacional.

Mal tiempo, problemas tecnológicos del sistema para cruzar, ha hecho que muchos pasajeros que deben pasar de un lado a otro de la cordillera estén varados y sin saber cuándo podrán viajar.

Esto produjo demoras de hasta 11 horas en Horcones para el regreso. En este momento hay una incertidumbre importante, si bien es cierto que desde Libertadores han informado que no tiene sistema, ya por lo menos se sabe que no habrá tránsito desde la tura 7 desde Uspallata hacia Libertadores.

La Policía y Gendarmería han tomado medidas de cortes en Luján para aquellos que viajan en Chile. “No sabemos qué pasará con aquellos que vienen desde Chile a la Argentina, a partir de las 9 de la mañana los Coordinadores informarán qué pasará. Hay mucha gente que ha dormido en los vehículos porque ha colapsado la capacidad hotelera, de cabañas y casas de fin de semana”.

Cientos de personas varadas en la terminal de ómnibus de Mendoza a la espera de viajar a Chile. Desde las empresas muchas de las respuestas que otorgan es que a las 8 emite comunicado Gendarmería pero ayer dijeron que el paso estaría cerrado. Los micros se encuentran en este lugar, los choferes también pero la gente no puede subir porque no tienen certeza de que puedan cruzar al vecino país.

Según uno de los pasajeros “hay familias hace varios días que están acá, no pueden viajar, están con sus pasajes, se los cambian de un día para el otro y no puede ser, hay falta de los dos países, falta de organización, estamos abandonados, nadie nos da nada, hay gente que no tiene para comer, ya no puede subsistir”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here