Cazabán pidió la absolución de Julieta Silva y denunció a la fiscal Rossi

El abogado defensor aseguró que “no hubo delito” en el atropello que le causó la muerte a Genaro Fortunato y acusó a la fiscal de “plantar pruebas en la investigación”.

Esta mañana se completaron los alegatos en el juicio a Julieta Silva por la muerte de Genaro Fortunato ocurrida el 9 de setiembre del año pasado, y la defensa a cargo de Alejandro Cazabán, pidió la absolución e inmediata libertad de la joven.

El abogado aseguró que “no está ni configurada la culpa, corresponde la absolución de Julieta Silva, incluso del delito culposo. No hubo delito y pedimos la inmediata libertad”.

Argumentó que la mujer condujo “a 27 km/h y no a alta velocidad, de acuerdo a las pericias mecánicas”. Y agregó que “la última vez que Julieta lo vio a Genaro fue cuando estaba parado golpeándole el vidrio dos o tres veces. Se va por Las Vírgenes y toma la decisión de volver porque quería que no se peleara y porque recordó que tenía su celular en la cartera”.

LEÉR MÁS  Comienza la primavera con espectáculos en toda la provincia

“El lugar del accidente fue modificado y había una orden judicial de que no se modificara. Se fue a hacer una inspección con condiciones lumínicas absolutamente distintas. Julieta Nunca vio que Genaro se cayó. En el lugar del accidente había nula luminosidad durante 180 metros. Iba buscando a Genaro del lado izquierdo. Ve que aparece una persona que distingue que es el cuidacoches, pero lo puede ver porque aparece por la izquierda de ella y bajo el cono de luz”, enfatizó Cazabán.

En cuanto a la declaración del cuidacoches Ariel Aksenen, el abogado dijo que “le hizo señas después del arrollamiento, no antes como dijeron”, y agregó que “todos los testigos tuvieron dificultades para ver el cuerpo, sólo veían los pies, y después del hecho porque estaba en la oscuridad”.

LEÉR MÁS  Guaymallén: un camión recolector de basura se cayó a un pozo

Por otro lado, acusó a la fiscal Andrea Rossi de “plantar pruebas en la investigación” y la denunció por “incumplimiento de los deberes de funcionario público”.

“Aparecen unos lentes en el torpedo del vehículo dos meses después, cuando ya había sido peritado en múltiples ocasiones. Esa prueba fue plantada para afirmar que Julieta no los quiso utilizar para manejar”, aseveró el defensor de Silva.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here